Ovación

La rosarina Bustos cumplió pese a caer ante Farías

Sorprendiendo a propios y extraños, Victoria Bustos cumplió un papel más que decoroso en su derrota contra la campeona mundial ligero del Consejo Mundial de Boxeo, la invicta bonaerense Erica Farías. Una actuación inesperada considerando su escasa experiencia y la trayectoria de su rival.

Lunes 19 de Noviembre de 2012

Sorprendiendo a propios y extraños, Victoria Bustos cumplió un papel más que decoroso en su derrota contra la campeona mundial ligero del Consejo Mundial de Boxeo, la invicta bonaerense Erica Farías. Una actuación inesperada considerando su escasa experiencia y la trayectoria de su rival. "Terminé más entera que ella", manifestó la boxeadora rosarina, que perdió en las tarjetas luego de 10 rounds de una pelea pareja que tuvo lugar en el Parque Náutico de San Fernando.

Hasta el sábado a la medianoche, La Leona Rosarina era desconocida para la mayoría, con apenas seis peleas (todas ganadas por puntos) y una oportunidad de pelear por el título que se confirmó recién el martes pasado a partir de la baja de la retadora original, María Maderna, por lesión. "Nadie pensaba que pelearía de igual. Si hasta mi papá me había dicho que esperara un poco más y no aceptara. Los terminé convenciendo a todos", declaró Bustos.

De todos modos, ella misma tenía alguna duda. "Hasta el sábado sólo había realizado una pelea a ocho rounds y el miedo que tenía era si podría aguantar los diez. Pero al final terminé más entera que Erica Farías y con un resto bárbaro", aseguró la rosarina, que debió soportar que Farías la tomara del cuerpo durante varios pasajes del último asalto.

"Cuando quería trabajar abajo, ella me metía el codo en la nuca. También me dio golpes bajos que fueron muy evidentes. Me ganó con la experiencia", dijo la boxeadora de 23 años.

"Cuando metía la derecha, entraba bien. Después se me dificultó llegar con el punteo porque es larga de brazos", relató.

Sin hacerse drama por la caída, Bustos quedó disconforme con las tarjetas de los jueces, que le dieron la victoria a la campeona mundial (15-0, 8 nocauts), que retuvo la corona por quinta vez, por 99-91, 97-93 y 98-94.

La segunda rosarina de la historia que peleó por la corona (la otra fue Marisa Portillo) consideró positiva su presentación. "La pelea me sirvió para saber hasta dónde soy capaz de dar. Además sentía la necesidad de medirme con una boxeadora del nivel de Farías. También aprendí que no se puede pelear por el título del mundo con tres meses de entrenamiento intensivo", reconoció.

Bustos contó que este combate le deparó un futuro prometedor. "El promotor Osvaldo Rivero quedó muy contento con mi actuación. Me dijo que quería trabajar conmigo y que en febrero tendría la posibilidad de ser campeona, en otra categoría", manifestó.

Desde el entorno de la boxeadora, que entrena Fredy Rivero y Rodolfo Cañete, contaron que la idea es que Bustos baje de peso para pelear por el título. "Puedo bajar de categoría sin ningún problema e incluso me sentiría mucho mejor", se ilusiona la rosarina.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS