Ovación

Historia de goleadas mundialistas

Argentina, ya clasificada, cierra la fase de grupos ante Namibia, al que se impuso ampliamente las dos veces que lo enfrentó

Domingo 11 de Octubre de 2015

En el cierre de la etapa de grupos, Los Pumas enfrentarán hoy a Namibia, el rival más flojo de la zona. El cotejo, que comenzará a las 8 en el Leicester City Stadium, será el tercero en el historial entre ambos conjuntos. Los anteriores cruces también se dieron en el marco de un Mundial y con abultados marcadores a favor del equipo argentino. Por presente y por historia, el conjunto dirigido por Hourcade no debería tener problemas en repetir otra goleada (más allá de que presenta un equipo alternativo) ante un rival que, además de ser el más débil de la zona C, llega disminuido por la ausencia de su capitán Jacques Burguer, quien se golpeó la cabeza ante Georgia y hoy no será de la partida.

   La primera vez que Los Pumas enfrentaron a Namibia fue el 14 de octubre de 2003, en el segundo encuentro de la V Copa del Mundo que se disputó en Australia. Argentina venía de caer ante el local y por eso la goleada frente a Namibia por 67-14, con una decena de tries y con el dato estadístico de haber sido el score más holgado en mundiales, daba ciertos motivos para ilusionarse aunque el camino que le restaba recorrer a Los Pumas era bastante largo. Eficacia en las formaciones primarias de obtención: scrum y line y un alto porcentaje de posesión —y de calidad— posibilitaron tener el control de las acciones en forma considerable.

   La defensa Argentina no tuvo mayores complicaciones excepto en dos oportunidades, cuando fallaron en el tackles en franca zona de peligro, acciones que terminaron con las anotaciones de Du Preez Grobler y de Hakkies Husselman. La superioridad más notoria se logró en el scrum (robaron tres), desde donde se originaron cuatro de las conquistas: hubo dos try-penal por derrumbe y en las otras dos ocasiones Pablo Bouza (hoy integrante del staff argentino) llegó a apoyar tras el empuje avasallante del pack. El line aportó confiabilidad (Bouza, en el fondo de la hilera, fue el más buscado) y el maul posterior de dicha formación también rindió. Con esa ventaja en las plataformas de gestación, hubo buenas oportunidades para ejecutar movimientos ofensivos punzantes por el lado corto y por el abierto, varios de los cuales terminaron en el ingoal. De ese encuentro el único sobreviviente para el partido de hoy es Juan Martín Hernández, quien jugó de fullback en Los Pumas y hoy lo hará como apertura.

   El segundo enfrentamiento entre Argentina y Namibia fue en el Mundial siguiente, en Francia, el 22 de septiembre de 2007 en Marsella. Con dos partidos jugados y ganados, y en franco ascenso en su juego, Los Pumas pasearon toda su clase en el Velodrome y se impusieron 63 a 3, consiguiendo la victoria más holgada en los mundiales. La entrega de los africanos en los veinte primeros minutos provocó cierta intermitencia en el juego de Los Pumas, que afirmaron su superioridad a partir del try de Roncero, el primero de nueve conquistados por los argentinos.

   Para Federico Todeschini fue un partido especial el que disputó en el Velodrome de Marbella. El apertura rosarino estuvo a punto de quedarse fuera del Mundial por una lesión en el aductor derecho pero se recuperó, ingresó y marcó un try que fue celebrado con alegría por todos sus compañeros, además de dos conversiones.

   En ese encuentro también jugaron Horacio Agulla, Juan Manuel Leguizamón y Juan Martín Fernández Lobbe, integrantes del actual plantel nacional.

P.M.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS