Ovación

Fórmula Uno: Vettel se coronó tricampeón en Interlagos

Los campeones no son sólo los que se coronan. Aunque la matemática dirá que Sebastian Vettel alcanzó su tercer título mundial y se transformó en el más joven en lograrlo a los 25 años, hubo otro campeón en pista: Fernando Alonso, que hizo todo por la hazaña de desbancar al bravo alemán en un Gran Premio de Brasil apasionante, inolvidable

Lunes 26 de Noviembre de 2012

Los campeones no son sólo los que se coronan. Aunque la matemática dirá que Sebastian Vettel alcanzó su tercer título mundial y se transformó en el más joven en lograrlo a los 25 años, hubo otro campeón en pista: Fernando Alonso, que hizo todo por la hazaña de desbancar al bravo alemán en un Gran Premio de Brasil apasionante, inolvidable, pero no pudo en parte porque la fortuna ayudó como nunca al de Red Bull, sin dudas el mejor auto de un año espectacular, donde recién logró imponerse en el último tercio.

Interlagos, como tantas otras veces, ofreció desde la imprevisibilidad de su clima, una competencia inolvidable. Dominada por los McLaren y el sorprendente Force India de Nico Hulkenberg, pero un toque del alemán con Lewis Hamilton cuando le arrebataba la punta abortó su gran chance de una victoria muy posible y se la dejó en manos de Jenson Button.

Pero todo comenzó en una largada bárbara de Alonso, una vez más, y una pésima de Vettel, al que sin dudas no le gusta nada cuando no parte adelante de todos. Desde su 4º puesto fue superado por Massa, Hulkenberg y Alonso, quedando 7º y a merced de los hambrientos perseguidores que venían detrás.

Y al final de la primera recta, el campeón zafó increíblemente. Raikkonen debió bloquear para no llevárselo puesto pero lo tocó haciéndolo entrar en trompo. Di Resta lo esquivó increíblemente pero no Bruno Senna, quien sin embargo lo chocó apenas para montarse enseguida sobre el Sauber de Checo Pérez. El Red Bull quedó en sentido contrario a la pista y todo el resto lo esquivó, por lo que pudo volver último y remontar como sí sabe hacerlo.

Al final de la vuelta 2, Alonso mostró su temple y pasó a Webber y Massa juntos poniéndose 3º y campeón, pero rápidamente lo pasó Hulkenberg y el uno era Vettel. Esa condición sólo la perdió de nuevo el campeón cuando, mientras el de Force India y Hamilton se eliminaban y Alonso era de nuevo 3º, el box le cambió gomas lisas por lisas cuando volvía a llover y quedó 12º. Pero el español debió parar también y nunca más pudo estar arriba en la tabla. Eso sí, superó al bravo Massa y quedó 2º, y si Button abandonaba... Pero no pasó y encima el safety car en la última vuelta le dio otro golpe de fortuna a Vettel. Campeón de nuevo, sí, pero no hubo uno sólo.
 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario