Ovación

Ferrari y Carrizo jugaron juntos por primera vez y fueron figuras en Central

Central aprobó un examen más que complejo desde la faz deportiva al bochar a Instituto el último domingo en el Gigante. Y contó con la particularidad de haber encontrado en la figura de dos diminutos rapiditos una fórmula...

Martes 06 de Septiembre de 2011

Central aprobó un examen más que complejo desde la faz deportiva al bochar a Instituto el último domingo en el Gigante. Y contó con la particularidad de haber encontrado en la figura de dos diminutos rapiditos una fórmula explosiva que podría ser determinante de ahora en más. Porque Paulo Ferrari y Federico Carrizo demostraron tener el temple suficiente para gobernar el carril derecho canalla. Ambos coincidieron por primera vez desde el arranque. Y terminaron compartiendo a la hora de los análisis las mayores calificaciones y el reconocimiento popular por sus destacadas performances. Pese a que aún restan algunos días para el próximo desafío, que será el sábado ante Gimnasia, los dos ya se imaginan haciendo de las suyas en Jujuy nuevamente.

"Nos entendimos muy bien, pese a que habíamos jugado muy poco juntos. Pero Pachi es un gran jugador y eso facilitó las cosas también. Es muy hábil y siempre intenta jugar con prolijidad. Hicimos varias jugadas juntos. Es fácil compartir una cancha con gente de su técnica", afirmó de movida un distendido Ferrari.

A su turno, Carrizo sostuvo con su timbre de voz suave, que roza lo muy tímido, que "para mi fue fundamental el apoyo que me brindaron todos, aunque tengo que decir que Loncho me habló mucho en el partido. Me acomodaba o indicaba por dónde debía ir. Y para mi eso fue importante. Por suerte nos complementamos bien, pese a que en la única jugada que me dormí en el relevo, nos hicieron el gol. Eso me bajoneó un poco pero por suerte no me quedé lamentando y aposté por tratar de jugar en función del equipo. Y creo que cumplí".

-¿Cuál fue el factor que los hizo brillar?

-Siento que estoy entrando más en ritmo. Cuando arranqué a jugar sabía que me tendría que adaptar al equipo porque me sumé más tarde que todos al grupo. Pero lentamente iré progresando. (Ferrari)

—La verdad es que ahora me siento muy bien, ya sea desde lo físico como en lo mental. Y esto se debe también a que el psicólogo Márquez (Marcelo) me ayuda mucho, como además lo hace todo el grupo. Creo que poco a poco estoy haciendo mejor las cosas y no debo desviarme de este camino porque mi objetivo es consolidarme como titular en el equipo. (Carrizo)

—¿Cómo harán de ahora en más para calmar a la gente, que está ilusionada con el equipo?

—No creo que haya que cambiar nada desde ese punto de vista. En lo personal me gusta que el hincha este ansioso porque eso significa que el equipo está bien y puede dar más. Sinceramente, es bueno que la gente esté entusiasmada y vaya a la cancha queriendo que ganemos. Porque eso también representa que ellos se sientan identificados con nosotros. Es más, lo hablamos en el grupo antes de que comenzara el torneo, y queríamos que se sientan identificados con el plantel y que no vayan sólo al estadio porque sienten la camiseta. (Ferrari)

—Ellos siempre están y nos exigirán porque Central está siempre condicionado a ganar. Pero nosotros tenemos que pensar en hacer lo nuestro, que precisamente es ganar. Después, la gente disfrutará del triunfo como pasó el domingo. Acá hay que tratar de cumplir el objetivo que tenemos sin desviar la atención. Nosotros queremos tanto como ellos salir de esta situación. Por eso, a la exigencia no la tomo como una presión sino como una motivación. (Carrizo)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario