Ovación

En la Rosada hubo fiesta con viáticos

Macri recibió a unos pocos atletas y preguntó por Boca y De Rossi.

Miércoles 14 de Agosto de 2019

Desde el Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo (Enard), que quería ajustar las becas a los medallistas, ofrecieron viáticos para que los atletas que compitieron en los Juegos Panamericanos de Lima 2019 concurran al acto que ofreció ayer por la mañana el presidente Mauricio Macri en la Casa Rosada.

Concurrieron unos pocos (en total la delegación fue de 526 deportistas y se ganaron 101 medallas). Se pegó un faltazo el presidente del Comité Olímpico Argentino (COA), Gerardo Werthein.

Al presidente pareció no importarle la poca respuesta a la convocatoria ni la crisis económica que mantiene en vilo al país después de la depreciación de la moneda luego de las Paso: preguntó por el partido que jugó anoche Boca contra Almagro.

La ex remera María Julia Garisoaín mandó un chat a los jefes de equipo diciendo "el show debe continuar" e invitó a la recepción de la mañana del presidente y al "fiestón" de la noche del 15 en Parque Norte. Un jefe de boxeo se excusó de asistir porque los medallistas y técnicos estaban ya en sus provincias y la ex remera insistió y respondió: "Les pagan el traslado para la fiesta".

"La verdad es que nos han representado muy bien. Es un gran orgullo", aseguró Macri, acompañado por el director ejecutivo de la Agencia de Deporte Nacional, Diógenes de Urquiza Anchorena.

Las chicas del básquet, Las Gigantes, descalificadas en el torneo por un error de la indumentaria, no estaban para fiesta. No responsabilizaron a nadie por el error. Sólo emitieron, disciplinadas, un comunicado en el que ratificaron "el gran crecimiento que desde hace años tiene la rama femenina".

Curioso

"Estamos todos curiosos por ver lo que hace", dijo ayer Macri refiriéndose al debut del jugador italiano Daniele De Rossi en una charla con alumnos santafesinos en la Casa Rosada.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario