Ovación

En Central uno se baja y dos se postulan para el debut ante el cervecero

Una lesión dejó afuera a Encina del partido ante Quilmes y Russo baraja los nombres de Musto y Barrientos como sustitutos. El Sapito ayer no pudo entrenar por una molestia en el isquiotibial derecho.

Jueves 07 de Agosto de 2014

Las cosas que parecían claras respecto al equipo, aun entendiendo que había tiempo para algún que otro retoque, ayer sufrieron una alteración cuanto menos significativa. La referencia tiene que ver con la baja de Hernán Encina, quien ayer no pudo entrenar por una molestia en el isquiotibial derecho, de cara al debut ante Quilmes. De allí la posibilidad que se les abre tanto a Damián Musto como a Fernando Barrientos, dos de los apuntados por Miguel Angel Russo, quien también nombró a Pablo Becker como alternativa, aunque este última tendría escasas posibilidades. Lo cierto es que a 48 horas del inicio del torneo, todo aquello que se había pergeñado en la previa se vio alterado. Nada que complique, pero sí que obliga a una toma de decisión importante por parte del técnico.

La ausencia de Encina quedó en evidencia apenas iniciado el entrenamiento. No participó de los trabajos de definición y, por supuesto, tampoco del trabajo táctico entre titulares y suplentes. Al final de la práctica el propio entrenador puso en duda al Sapo y habló de "Musto o Barrientos". Pero había alguna decisión que se venía manejando y que no se hacía pública. Es que un par de horas después se conocía que Encina no figuraba en la lista de concentrados, más allá de las palabras de Russo de que lo iban a esperar hasta "último momento". Pero todo esto a manera de contextualización.

A partir de aquí se abre el gran tema de cara al choque de mañana por la noche en el Gigante. ¿Musto o Barrientos? Los dos son del gusto del entrenador, de hecho llegaron para reforzar el plantel. Ahora, el ex Olimpo pareciera haber sacado una pequeña luz de ventaja. Quedó en evidencia ya con el reparto de pecheras por parte del técnico. Es que fue él quien se paró en la mitad de la cancha junto a Nery Domínguez. Con la particularidad que lo hizo recostado sobre la derecha y no por delante como lo hacía Encina.

En medio del entrenamiento el técnico canalla movió algunas piezas. Pasaron Nery Domínguez y Musto para el alternativo y quienes ocuparon sus lugares fueron Lucas Lazo y Barrientos. Pero eso duró unos pocos minutos, ya que todo volvió al plan original. A partir de ahí hay un razonamiento lógico: si Musto jugó prácticamente todo el partido para los titulares, y todos los minutos junto a Nery Domínguez, es quien más chances tendría. No obstante, en el medio está la muy buena consideración del entrenador hacia Barrientos, en quien ve una verdadera rueda de auxilio en varios puestos del mediocampo.

Con uno u otro tal vez no cambiaría el esquema, pero sí la postura del equipo. De igual forma hay algunos otros ingredientes a los que por ahí haya que prestar atención. Si con la presencia de Musto el equipo luciría más equilibrado eso podría ayudar a achicar márgenes de error teniendo en cuenta el debut de Lucas Acevedo en defensa, la juventud de Jonás Aguirre en la banda izquierda y hasta una mejor postura en el retroceso.

Aquella frase de Russo de que "a Encina lo vamos a esperar hasta último momento" tuvo poco recorrido. El Sapo está afuera de la lista de concentrados y, por ende, del equipo, y ahora dependerá pura y exclusivamente del técnico, quien deberá optar entre Musto o Barrientos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS