Ovación

Empate del United y goleada 8 a 0 del Celsea sobre Aston Villa en el fútbol inglés

La igualdad 1 a 1 ante Swansea deja a Manchester United con una ventaja de cuatro puntos sobre el City, que el sábado consiguió una agónica victoria por 1-0 ante el Reading.

Domingo 23 de Diciembre de 2012

Manchester United no pudo estirar hoy su ventaja al frente de la Liga inglesa de fútbol al igualar 1-1 en casa del Swansea, mientras que el Chelsea recuperó la sonrisa con un demoledor 8-0 frente al Aston Villa.

El empate en Gales deja al United con una ventaja de cuatro puntos sobre el Manchester City, que el sábado consiguió una agónica victoria por 1-0 ante el Reading. Patrice Evra abrió el marcador para la visita a los 16 minutos, al peinar con la cabeza un tiro de esquina y colocar la pelota de pique junto al palo.

Pero a la media hora de juego Michu capturó un rebote en el área y puso el 1-1. El español suma 13 goles y es el máximo artillero de la Premier League, por delante del holandés Robin van Persie, que hoy no pudo marcar con el United, aunque estuvo cerca al impactar dos remates en el travesaño en la segunda mitad.

El Swansea, que marcha en el undécimo lugar con 24 puntos, puso así fin a una racha de cinco victorias seguidas del United en un partido que tuvo final caliente.

En el otro encuentro de la jornada, el Chelsea aplastó al Aston Villa y recuperó el tercer puesto de la clasificación. Los blues suman 32 puntos y se ubican a 11 del United, aunque podrían recortar tres puntos más si ganan al Southampton en un encuentro aplazado.

El conjunto dirigido por el español Rafael Benítez se desquitó a base de goles de su derrota el último domingo en la final del Mundial de Clubes ante el Corinthians. El público de Stamford Bridge, acostumbrado a pocas alegrías desde que celebrase la Liga de Campeones en mayo, agradeció la goleada con cánticos y aplausos.

El español Fernando Torres demostró que recuperó el olfato goleador al abrir el marcador en el minuto tres con un gran cabezazo desde el borde del área. El tanto del delantero español fue el preludio de lo que le esperaba al Aston Villa, décimo sexto de la tabla.

El defensor David Luiz aumentó diferencias con un tiro libre directo y el serbio Branislav Ivanovic sentenció el encuentro a la media hora de juego. A pesar de mandar por 3-0 al descanso, el Chelsea no se relajó y castigó la incapacidad del Aston Villa, que nunca había sufrido una derrota tan abultada en la Premier League.

Frank Lampard puso el 4-0 en el '57 en el que fue su gol número 190 con el club. Pero el Chelsea aún quería más, no se contuvo y continuó asediando la portería de un Aston Villa completamente perdido.
Los blues anotaron cuatro goles más en los últimos 15 minutos. Ramires en dos ocasiones, el joven brasileño Oscar y el belga Eden Hazard batieron al estadounidense Brad Guzan, que posiblemente vivió hoy uno de sus peores días como portero, pese a que sobre el final tapó un penal a Lucas Piazón.

Hasta siete jugadores diferentes celebraron hoy goles en una victoria que no sólo vale tres puntos al Chelsea. Es una inyección de moral para un equipo eliminado ya de la Liga de Campeones y que aún sueña con recuperar la Premier League tres años después.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS