Ovación

El sueño de Newell's es el retorno de Duscher

Hace rato que el presidente de Newell’s, Eduardo López, está pensando en repatriar a un jugador que acaparó elogios en sus primeros años sentado en el sillón leproso.

Sábado 15 de Diciembre de 2007

Hace rato que el presidente de Newell’s, Eduardo López, está pensando en repatriar a un jugador que acaparó elogios en sus primeros años sentado en el sillón leproso. Basta pegarle un vistazo a aquella época para adivinar que el apuntado es Aldo Pedro Duscher (28 años), actualmente en Racing de Santander. Pero el fútbol, como la vida misma, no sólo vive de deseos sino de realidades. Y en ese escenario es difícil que el volante se calce nuevamente la camiseta rojinegra, que vistió en la década del noventa. No porque la posibilidad no le toque la puerta de su corazón, sino porque los dos años de contrato que todavía tiene por cumplir asoman como un obstáculo insalvable.

  Precisamente en contacto desde España con Ovación, el experimentado jugador admitió que "alguien me comentó lo de Newell’s. No te voy a negar que me llegó el rumor, pero por el momento es muy complicado que pegue la vuelta. Todavía me quedan dos años de contrato y además ahora estoy jugando. Mi intención es quedarme un tiempo más en Europa y después sí pensar en el regreso. Por eso te diría que es casi imposible que vuelva, más allá de que Newell’s es un club al que siempre le voy a estar agradecido".

  Es una obviedad afirmar que cuando a López se le cruzó por su cabeza el regreso de Duscher prácticamente no necesitó consensuarlo con Ricardo Caruso Lombardi. Es un volante que al entrenador le cierra en todos los frentes, juega en una posición en la que durante su gestión en el Apertura 2007 no dio con el jugador ideal y además sus años en Europa lo posicionan en la mejor de las consideraciones. Igual, en cada aparición en los medios el DT no entregó ningún indicio, como sí lo hizo con otras probables incorporaciones. Es que Duscher no estaba en la lista de refuerzos que en su momento le elevó al presidente rojinegro.

  En ese punto, Eduardo López tampoco alentó posibilidades sobre un frente abierto de negociación. Por lo pronto, le confió escuetamente a Ovación que "no estaba por cerrarse ninguna operación con los posibles refuerzos", una declaración que toma holgada distancia de lo que reconoció Ricardo Caruso Lombardi ayer a la tarde en Estadio 3, cuando dijo que "estaban a punto de cerrarse dos incorporaciones, pero no las voy a decir porque después me las roban".

La realidad indica que Aldo Duscher tiene más chances de quedarse en Europa que en volver a Newell’s en el corto plazo. Eso no quita que hayan pensado en él. Es que la esperanza siempre es lo último que se pierde. Un dicho que el presidente López siempre tiene como frase de cabecera ya que es un cultor de la idea que no hay peor gestión que aquella que no se realiza. l

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario