Ovación

El PSG goleó y ya tiene un pie en cuartos

Con Ibrahimovic como protagonista, autor de dos tantos, uno de penal y otro con un zapatazo, el París SG cimentó su victoria desde el principio con un tanto de Blaise Matuidi y cerró el partido con otro de Yohan Cabaye.

Martes 18 de Febrero de 2014

Leverkusen (Alemania).- El París Saint-Germain, liderado por el sueco Zlatan Ibrahimovic, no tuvo problemas para deshacerse del Bayer Leverkusen, al que goleó 4 a 0 en la ida de los octavos de final de la Liga de Campeones, y deja prácticamente sentenciada la eliminatoria.

Con Ibrahimovic como protagonista, autor de dos tantos, uno de penal (minuto 39) y otro con un zapatazo (42'), el París SG cimentó su victoria desde el principio con un tanto de Blaise Matuidi (3') y cerró el partido con otro de Yohan Cabaye (88').

El Leverkusen nunca entró en el ritmo del partido y al principio de la segunda parte se quedó con uno menos por la expulsión del bosnio Emir Spahic por doble amarilla (59').

Los jugadores alemanes llegaban tarde a casi todos los duelos y de esos retrasos sobrevino la expulsión. Spahic vio la primera amarilla cuando provocó el penal sobre el argentino Ezequiel Lavezzi en el minuto 38 y la segunda tras protestar al linier una falta lateral al brasileño Lucas Moura.

Pero para entonces el partido ya estaba decidido a favor de los visitantes.

A los dos minutos del inicio, una gran triangulación entre Ibrahimovic y el italiano Marco Verratti dejó solo a Blaise Matuidi ante el portero rival, Bernd Leno, al que no tuvo problemas para batir con el interior.

A los cinco minutos del penal provocado por Spahic y transformado por Ibrahimovic, con un lanzamiento raso y fuerte, el sueco recibió en la frontal del área un balón de Matuidi. 

Ante el control visitante los locales optaron por entrar duro ya fuera al hombre o a la pelota. Pero fue una táctica poco efectiva y la única vez que inquietaron el arco del italiano Salvatore Sirigu fue en el minuto 75.

A dos minutos del final, de nuevo Ibrahimovic inició la jugada que cerraría el marcador. El sueco controló el balón en el pico del área y pese a estar presionado por dos defensas pudo habilitar al brasileño Maxwell que entraba por el lateral. Maxwell centró al segundo palo donde Lucas Moura le sirvió en bandeja el cuarto gol a Cabaye, que había entrado en el partido pocos minutos antes.

La ventaja del París Saint-Germain pudo haber sido más amplia si el árbitro no hubiera anulado un gol en el minuto 65 tras rechazar en dos defensas. El colegiado entendió que Pocho Lavezzi estaba fuera de juego aunque no tocara el esférico.

Los hombres de Laurent Blanc controlaron el partido en todo momento y nunca sintieron el peligro del Bayer Leverkusen, que lleva un 2014 horrible en el que han perdido cuatro de los seis partidos que han disputado.

Con estos números se antoja difícil que el equipo alemán pueda remontar en París el próximo 12 marzo. (NA)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario