Argentina

El primo de Messi reconoció que la inseguridad lo aleja de Newell's

"No tengo ninguna duda que jugaría en Argentina, pero ese tema es lo único que lo afecta a la hora de volver", sostuvo Maximiliano Biancucchi al hablar sobre la Pulga.

Miércoles 13 de Mayo de 2020

El sueño de todos los amantes del fútbol y de Newell's en particular es que Lionel Messi juegue en el Parque de la Independencia aunque sea seis meses. Y muchos esperan con ansiedad que eso se haga realidad, más allá de lo complejo que es la situación. Aunque en el fútbol nunca hay que decir "nunca". Pero el primo de la Pulga Maximiliano Biancucchi puso un freno a esas chances y declaró: "Si no fuese por la inseguridad, no tengo ninguna duda que jugaría en Argentina, eso es lo único que pueda afectar a la hora de volver”.

La Pulga se inició con la rojinegra, pero desde muy pibe se fue a España, se terminó de formar en Barcelona y el resto es archiconocido. De igual manera, sobre un tema en el cual hay infinidad de especulaciones fue Biancucchi quien reveló una verdad que impactó a varios.

El primo del jugador de Barcelona, que también es futbolista, soltó: "Leo tiene mucho amor por la Argentina, la gente nunca lo termina de entender. Si no fuese por la inseguridad, no tengo ninguna duda que jugaría en Argentina, eso es lo único que pueda afectar a la hora de volver”.

Y agregó: "Es mi sueño poder verlo a Leo en Newell's, pero lo veo complicado. Es difícil, imaginate que Messi juegue un clásico, los nenes tienen que ir a la escuela... La ciudad es un infierno".

El primo de Messi también buceó en los recuerdos y contó, en el programa Ataque Futbolero, que "en el barrio Leo jugaba con nosotros, éramos más grandes que él y nos decían: «Loco, sacalo porque lo vamos a matar». Le querían pegar, pero se la aguantaba. Cuando él tenía ocho o nueve, yo me levantaba los sábados temprano para verlo jugar, hacía cosas impresionantes. No lo podía creer".

Messi armó su vida en Barcelona, donde es feliz y transita sus días con tranquilidad. El sueño de ponerse la rojinegra por unos meses lo tiene, aunque la realidad choca contra sus ganas.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario