Ovación

El desgaste físico, esa pesada mochila para este Newell's que no para de jugar partidos

El rojinegro mostró dos caras ante Gremio y el premio del empate fue muy bien recibido. En algún momento, el entrenador Alfredo Berti podría optar por apostar a uno de los dos frentes.

Viernes 14 de Marzo de 2014

A medida que las horas permiten tomar distancia del partido de anoche en el Arena do Gremio, el contraste se agranda: hubo dos Newell's en Porto Alegre. ¿Qué es lo que sucedió para que cambie tanto de un tiempo a otro?

Las respuestas no son fáciles de encontrar. En realidad ese defecto suele ser una característica de muchos equipos en etapa de asentamiento que buscan su identidad. Pero ese no debería ser el problema de Newell's. Identidad es lo que le sobra. Se sabe, de Martino para acá...

Personalidad y jerarquía también las tiene en abundancia. ¿Y entonces? Casi la única opción, con un margen menor de error en el diagnóstico, es el desgaste.

Porque además es un argumento absolutamente sólido. Si Newell's no para de jugar. El domingo Racing, el miércoles otra vez Gremio, el otro fin de semana Argentinos, en el medio Nacional, después Quilmes, entresemana River y el domingo 6 de abril Central. Ah, si necesita los puntos para la clasificación, cuatro días después del clásico, el jueves 10, recibirá a Atlético Nacional. Un infierno, un partido cada 3 días.

Suele decirse que llega un punto en el que la necesidad de optar por una de las dos competencias es imposible de soslayar. Es más, aquellos que se empeñan en pelear todo con el máximo potencial futbolístico y casi el mínimo físico suelen quedarse sin el pan y sin la torta. Por supuesto que habrá que entregarles el premio al coraje y al esfuerzo, pero el título se lo llevará otro.

Si la razón del drástico cambio en el funcionamiento de Newell's anoche fue el físico, a Berti no le quedará otra opción que tomar una decisión.

Las muestras son claras. El Newell's del primer tiempo le pelea a cualquiera con chances de ganarle. El del segundo tiempo puede llegar a sufrir hasta con el más débil con muchas posibilidades de perder.
 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario