Ovación

El Chacho Coudet sigue esperando a Alvarez para armar la última línea canalla

El técnico de Rosario Central aún no puede armar la última línea. Cetto, Burgos y Musto son opciones para Coudet de cara al clásico del domingo. Central volverá a moverse esta tarde en el country.

Jueves 21 de Abril de 2016

La ausencia de Pablo Alvarez sigue manteniendo en vilo a Eduardo Coudet de cara al clásico del domingo ante Newell's. El defensor no participó por segundo día consecutivo del entrenamiento que el plantel de Central realizó ayer en el country (ver aparte). Hay que destacar que mientras se recupera de una distensión en uno de los músculos intercostales, el ex Catania y Boca también se encuentra abocado a resolver un problema familiar. Es por eso que habrá que esperar además si hoy se presenta en Arroyo Seco, pese a que desde el cuerpo técnico no tomarán una decisión rápida de buscarle un reemplazante hasta no tener un panorama más certero del cuadro de situación. Por las dudas, el Chacho sabe que tiene a disposición a Mauro Cetto y Esteban Burgos, y hasta a Damián Musto como una alternativa viable en caso de que el polifuncional finalmente queda afuera de la gran cita rosarina.

La defensa canalla no está firme. De eso no hay dudas. La baja de Javier Pinola, quien fue expulsado ante Vélez y fue suspendido con dos fechas, le generó un dolor de cabeza extra al entrenador auriazul porque perdió a un referente en el fondo. Encima la reaparición de Cristian Villagra tampoco fue solución porque la falta de fútbol de Kity le pasó factura. Ante San Lorenzo, el Chacho reubicó a Pablo Alvarez en la zaga central junto a Alejandro Donatti. El ex Catania jugó infiltrado por el dolor muscular. No desentonó, pero tras el partido comenzó a sentir las secuelas de la distensión que tiene. Si bien luego de la derrota ante el Cuervo se quedó en Buenos Aires, lo cierto es que también aprovechó para tratar de atender un inconveniente familiar.

Según constató Ovación anoche, el defensor estuvo ayer también junto a su familia, a la vez que estaba mucho mejor de la dolencia costal. Sin dudas es una buena señal para el Chacho, pero a la vez su presencia ante la Lepra sigue siendo una verdadera incógnita. Sobre todo porque hasta el momento no pudo entrenar, más allá de que el plantel tampoco lo pudo hacer normal como consecuencia de los estados del campo (ver aparte).

Central volverá a moverse esta tarde en el country. Habrá que ver qué pasará con Alvarez. Es decir si dará el presente en el country. Pero si no reaparece, no sería descabellado que el entrenador comience a mirar con muchísima más atención a Mauro Cetto y Esteban Burgos porque el tiempo apremia y hay que pulir detalles para afrontar el derby rosarino en suelo leproso el próximo domingo.

Aunque otra de las variables podría ser que el DT pruebe con Damián Musto en el fondo. En definitiva, todo está sujeto a qué sucederá con Alvarez.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario