Ovación

El cetro del Regional del Litoral, a otra cabeza

Jockey perdió y no podrá defender el título. La final del torneo la jugarán Gimnasia y Duendes.

Domingo 07 de Octubre de 2018

Gimnasia y Duendes definirán este año el torneo Regional del Litoral, certamen donde está en juego la Copa 90º Aniversario de la Unión de Rugby de Rosario. Llegaron al partido decisivo, que se disputará el próximo sábado en la Bombonera del parque Independencia, tras dejar en el camino a Jockey Club y Santa Fe Rugby respectivamente.

Para GER fue la revancha soñada. El año pasado, tras un partido polémico, se quedó con las ganas pero ayer hizo los méritos suficientes para meterse en la final. En un partido intenso, casi sin respiros aunque con muchos errores, mostró desde el arranque ser más incisivo que el verdiblanco, aunque no tuvo la efectividad de éste. Repartiéndose aciertos y errores, el primer tiempo terminó 8-8.

En el complemento había que barajar y dar de nuevo, pero las acciones siguieron siendo parejas y algo deslucidas, porque ambos jugaron a no perder.

GER rompió la paridad con un try de Fasoletti, pero dos penales de Albertengo dieron vuelta la historia (13-14).

Parecía que la historia volvía a repetirse. Pero cuando el verdiblanco (que ayer en cierta medida traicionó el juego que venía desplegando y apostó por otro libreto) saboreaba otro triunfo ajustado ante el equipo del parque Independencia, Gimnasia volvió a decir presente. Santiago Gramajo se vistió de héroe y tras una palomita que quedará grabada en la retina de muchos por mucho tiempo apoyó y decretó el pase a la final de los mens sanas, que contrariamente a su rival de ayer fue fiel a su juego, pero por sobre todas las cosas se animó a ganarlo.

Duendes, con chispazos

Decir que el verdinegro cuando quiso, aceleró y marcó diferencias puede parecer hasta soberbio, pero fue así. El problema fue que quiso poco y cometió muchos errores que permitieron que Santa Fe Rugby crezca en su juego y equipare por momentos la balanza.

En el primer ataque en profundidad el verdinegro llegó al try, lo que fue una clara señal de lo que podía hacer. Pero con el correr de los minutos, empezó a cometer errores que le jugaron en contra y permitió que la visita se ponga a tiro y llegara al final del primer parcial a igualarlo en el marcador.

Pero en el complemento Duendes demostró que cuando está encendido y juega al rugby es un equipo peligroso. Así le bastaron un puñado de minutos para establecer una diferencia que luego sería irremontable. El control, la concentración y la eficacia a la hora de marcar fueron claves para que el Fantasma se convierta en el dueño del segundo tiempo. Más allá del ímpetu en cada jugada, el conjunto santafesino nunca le encontró la vuelta al juego de Duendes y la única vez que lo hirió fue de contragolpe. Aún así, el resultado nunca estuvo en peligro y el verdinegro se metió en la final con total justicia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});