Ovación

Delpo volvió a festejar en grande

Tras una semana fantástica en la que eliminó a tres top ten ganó en México

Lunes 05 de Marzo de 2018

No hubo fronteras para Juan Martín Del Potro. Ni límites emocionales, como había manifestado una semana antes, cuando dijo no sentirse bien en el ATP 250 de Delray Beach, razón por la cual trabajó con un psicólogo. Y fue campeón en el ATP 500 de Acapulco, en una gran versión, porque reapareció su tenis. De hecho, en el camino al título venció a tres top ten como él. Impuso su jerarquía por sobre cualquier mérito rival. El tandilense celebró de nuevo. En la medianoche de ayer venció al sudafricano Kevin Anderson en dos juegos, por un doble 6/4, y se llevó el título. En alza y mejor imposible para los próximos grandes objetivos del circuito, los Masters 1000 de Indian Wells y Miami.

Juan Martín, sexto cabeza de serie, se impuso a Anderson, quinto, en una hora con 40 minutos y 40 segundos. El inicio del partido fue muy trabado. En el primer set los dos le apostaron a sus servicios y se fueron parejos hasta el 3/3 defendiendo el saque de manera eficiente y sin permitir ningún break point.

La actitud de ambos sobre la cancha devino en un enfrentamiento muy reñido. El juego seguía 3 a 3 cuando los dos subieron hasta la red y sostuvieron un duelo en corto que ganó el argentino estrellando la pelota en el sudafricano. En ese momento también crecieron las ovaciones a favor de la Torre de Tandil. Motivado, Del Potro por fin logró el quiebre para ponerse en ventaja 4 a 3.

Juan Martín empezó a manejar los tiempos del partido. Por momentos salía con bombazos efectivos para hacerle frente a la potencia de Anderson y luego variaba a esos raquetazos rebanados desde el fondo de la cancha para incomodar al sudafricano. Aunque Anderson levantó un set point en el 5/3, el argentino pudo resolver la primera manga por 6/4 en 54 minutos.

En el segundo set, Del Potro se lució de otras maneras ante Anderson, por ejemplo con un drop shot o agigantándose para evitar que lo techara una devolución del sudadricano. El tandilense le dio rumbo definitivo al partido con otro quiebre, refrendó el anterior y con potentes saques se puso 3 a 1.

Del Potro completó el trámite sin riesgos de que le rompieran el servicio. Anderson se despidió de la manera más digna que pudo con sus buenos servicios para el doble 6/4.

Así, la Torre de Tandil se adjudicó el título número 21 de su trayectoria, además de 500 puntos para el ránking mundial de la ATP. Volvió a brillar. En gran versión.

De jerarquía

"Creo que la suerte me acompañó en todo el torneo y yo pude demostrar mi juego", valoró Juan Martín Del Potro, quien se coronó tras vencer a tres jugadores del top ten: al austríaco Dominic Thiem (6º) en cuartos de final, al alemán Alexander Zverev (5º) en la semifinal y Anderson (8º) en la final. En la primera ronda venció a Mischa Zverev y en la segunda al español David Ferrer.

ATP 250 de San Pablo

El ATP 250 de San Pablo quedó en manos del italiano Fabio Fognini. El chileno Nicolás Jarry no pudo completar su gran semana y perdió ante Fognini por 1/6, 6/1 y 6/4. De paso, el italiano se refirió al tema que ayer conmovió al deporte a nivel mundial, la inesperada muerte del futbolista de Fiorentina Davide Astori (ver página 12).

Fognini, 20º del ránking, dedicó el título a la memoria de Astori, quien falleció ayer en el hotel, a la espera del partido con Udinese, a los 31 años: "Es un día muy triste para el deporte italiano. No lo conocí personalmente pero lo que ha ocurrido con Davide es una tragedia. Quiero mandarle mis respetos y condolencias a su familia", dijo Fabio, de 30, nacido en San Remo.

El tenista italiano se quedó con la corona paulista en una hora y 31 minutos, al derrotar a Jarry (73º), la gran revelación de la gira sudamericana sobre polvo de ladrillo. El chileno, de 22 años, afrontaba su primer partido por un título, jugaba su primera final y próximamente estará instalado en el top 60 del ránking mundial.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario