Ovación

Decir Pichichi es decir Messi

El rosarino se consagró por 6ª vez máximo goleador de España y alcanzó a Zarra, artillero de fines de la década del 40 y principios del 50. Y quedó a un paso del Botín de Oro europeo.

Lunes 20 de Mayo de 2019

Era una fija que Messi conquistaría el Pichichi. Se sabía que tenía que hacer lugar en sus vitrinas de trofeos para ubicar el sexto premio como goleador en la liga española. Una marca con la que alcanzó al español Telmo Zarra, el gran artillero que jugó en Athletic de Bilbao a fines de la década del 40 (artillero con 29 goles en 1944/45, 24 en 45/46, 34 en 46/47) y principios del 50 (25 en 49/50, 38 en 50/51 y 24 en 52/53). Pichichi por sexta vez, con lo que también superó las marcas del argentino Alfredo Di Stéfano en la década del 50, el español Quini y el mexicano Hugo Sánchez, al que deberá alcanzar en los 4 al hilo a mediados de la década del 80.

Un nuevo récord al que Leo puede superar porque tiene varias ligas por delante con la camiseta de Barcelona.

Al rosarino no le hacía falta convertir los dos goles de ayer en el cierre de la liga, en el empate (2-2) con Eibar. Sí le sirven para apuntarse como ganador de un premio más: el Botín de Oro europeo. Es más, ya se lo deben estar preparando. Y también sería el sexto.

Una ráfaga y dos conquistas. A los 31' y 32' los goles con los que Messi llegó a los 36 en la liga 2018/19, en la que jugó 34 partidos. Le faltó uno para igualar lo del campeonato 2016/17. Fueron dos más que en la temporada pasada.

En las tres últimas el Pichichi fue suyo. Como había pasado en la 2009/10 (34 gritos), 2011/12 (50, su mejor marca) y 2012/13 (45).

Cuando no se quedó con el premio quedó atrás del portugués Cristiano Ronaldo, que hizo 40 en 2010/11 (Leo 2º con 31); marcó 31 en 2013/14 (Leo 2º con 28) y convirtió 48 en 2014/15 (Leo 2º con 43) y detrás del uruguayo Luis Suárez que anotó 40 en 2015/16 (Leo 3º con 26).

Con los dos goles de ayer estiró la diferencia sobre su compañero de equipo Luis Suárez y el francés Benzema (Real Madrid), a los que aventajó por 15 goles. Gritó 21 veces más que el campeón del mundo Griezmann con la camiseta de Atlético de Madrid.

Con estos dos goles se mantuvo en la cima de los artilleros europeos que pelean por el Balón de Oro, en realidad sólo tiene como competidor a otro francés: Kylian Mbappé (ayer también marcó dos ante Dijón), quien debería convertir 5 goles en un partido, el viernes en el cierre del torneo galo cuando el campeón PSG visite a Reims. Es que con 4 sólo igualará a Leo, que se impondrá por una cuestión de validez de goles dependiendo de las competencias.

¿Y Cristiano Ronaldo, su gran competidor? En esta temporada en la que debutó en el fútbol italiano fue el goleador del campeón Juventus pero "apenas" marcó 21 goles y, si se da la lógica, ahora quedará a dos trofeos de Messi.

Más números: el de ayer fue el doblete 124 con la camiseta blaugrana (86 por la liga), con la que entre sus 602 conquistas señaló una vez 5 goles, cinco veces hizo 4 y en 39 partidos gritó por 3.

En esta temporada que terminó ayer, aunque ya había celebrado al grito de campeón varias fechas antes, Barcelona finalizó con 11 puntos de ventaja sobre el escolta Atlético de Madrid (dirigido por el Cholo Simeone) y con 19 arriba del tercero Real Madrid.

¿Por qué tantos números? Es que Leo bate récords en forma constante. Y de su juego, ya casi nada se puede agregar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});