Ovación

De Felippe y el Patón no lo dicen, pero ya miran el clásico de reojo

Los entrenadores de Newell's y Central aclararon que están abocados a los compromisos de esta fecha por la Superliga. Pero saben que el clásico ya se vive en Rosario

Sábado 06 de Octubre de 2018

En la misma sintonía. Tanto en Arroyo Seco como en Bella Vista el discurso de los entrenadores de Central y Newell's en la jornada de ayer fue idéntico en cuanto al contenido del mensaje. Porque desde el campamento canalla, el Patón Bauza puso el foco en afrontar de la mejor manera el cotejo de mañana en el Gigante de Arroyito por la Superliga ante Unión. Mientras que por el lado leproso, Omar De Felippe confió que la cabeza ahora está puesta en sacar adelante el partido del lunes frente a Colón, en la capital de la provincia, donde su equipo buscará abrochar la primera victoria como visitante en el actual certamen. Igual, más allá de este mensaje coincidente del paso a paso, tanto el DT de Arroyito como el del Parque saben que el clásico que se viene por Copa Argentina es el gran plato fuerte que tienen en el horizonte. Es un hecho que un resultado positivo en ese encuentro eliminatorio pondrá al técnico vencedor en el pedestal del sentimiento de sus respectivas hinchadas.

   Vale la pena repasar lo que dijeron ayer los técnicos de los equipos rosarinos, ya palpitando el derby. Bauza fue claro y de todo lo que se habla respecto a la organización del derby destacó: "No tengo ningún problema, jugamos el día que quieran y en dónde sea". Mientras que De Felippe, en cuanto a la trascendencia que tiene este cotejo, confió: "Está clarísimo que todos queremos ganar, pero la vida es más importante que cualquier partido. A mí me ha tocado pasar por muchas cosas, que me hicieron entender lo que es el valor de la vida. Me gustaría vivir el clásico desde adentro. Es algo inusual cómo se vive acá. No creo se viva así en otra parte".

   Por orden de aparición, ayer el que primero tomó la palabra fue el Patón en el mediodía de Arroyo Seco. En rueda de prensa, el DT respondió las consultas sobre el clásico rosarino que se viene por Copa Argentina y dejó claro que no le interesan para nada los detalles organizativos. El técnico sólo se focalizará en el plano futbolístico para afrontar el partidazo que tendrá en vilo a la ciudad.

   "El problema (de las fechas del clásico) lo instalaron ustedes (periodistas). Nosotros ni hablamos de eso. En lo único que pensamos es en el partido que jugamos el domingo (mañana) con Unión y nada más. La fecha es un tema del que se encargan los directivos, ya nos van a decir qué día jugamos y dónde. No tengo ningún problema, jugamos el día que quieran y en dónde sea".

   Luego, en la noche de Bella Vista, fue el turno de la conferencia de prensa de Omar De Felippe. Y el DT rojinegro se explayó sobre el partido que se viene ante Central por la copa.

   Sobre la fecha en que podría jugarse, expresó que "generalmente se está poniendo las fechas de Copa Argentina cuando hay fecha Fifa. Entonces creemos que lo más conveniente, teniendo en cuenta que los dos equipos tienen el tiempo necesario para planificar, es que se decida que se juegue en esta fecha. Sería lo más coherente. Seguramente la organización hará las cosas como las tiene que hacer".

   Además, De Felippe indicó que "todos tenemos que tener cuidado con lo que declaramos. Es un partido hermoso para jugarlo, disfrutarlo. Pero hay que ver lo que decimos. La excesiva pasión puede pasar a la violencia. Ojalá que sea con las dos parcialidades y que toda la gente que vaya a la cancha vuelva a su casa. Uno se va a ir contento y otro triste. Pero la gente tiene que volver a su casa. La pasión tiene que tener un límite. Por eso no me pongo tan loco con estas cosas. Lo respeto. Sé cómo se vive, pero tengo la tranquilidad necesaria".

   "De una vez por todas nos tenemos que dar cuenta que esto es fútbol. Que todos queremos ganar. Pero la vida es más importante que cualquier partido. A mí me ha tocado pasar por muchas cosas, que me hicieron entender lo que es el valor de la vida. Y esto no deja de ser un partido de fútbol. Hay que empezar a tranquilizarse un poco. Entiendo la pasión con la que se vive, pero no hay que perder la calma", cerró Omar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario