Ovación

Dakar: La bella Laia Sanz la rompe entre los hombres

Fue 5ª, su mejor resultado, y la mejor de Honda en un día decepcionante porque se cayó Barreda Bort.

Martes 13 de Enero de 2015

Este año se enfrentó al desafío de su vida y lo cumple con creces. Laia Sanz viene sobresaliendo en el debut en una estructura oficial como Honda, que vino a esta edición a cortar la hegemonía de KTM. Y tan importante es su tarea que muchos hombres envidiarían, que ayer, luego de atravesar otra etapa terrible de viento y frío que dejó nuevos maltrechos, volvió a Iquique para redondear su mejor trabajo. Pudo ser 3ª pero el 5º lugar fue el mejor de una mujer en una etapa Dakar, como el ingreso al top ten en la categoría (9ª). Y justo en una jornada negra para la marca, por la debacle de Barreda Bort, que le dejó el triunfo servido al campeón Marc Coma.

Laia llegó apunada y muerta de frío el domingo a Uyuni. Y ayer, luego de la protesta que armaron los pilotos en el comienzo de la especial ante el mismo director de la ASO, Etienne Lavigne, por las condiciones adversas que se mantenían a las 8 de la mañana con temperaturas bajo cero, salar helado y lluvia, con los pilotos aún con la ropa mojada del día anterior, se destapó con un tremendo 5º lugar luego de que el público y la ASO presionaran para que salgan, aún cuando en el trayecto del enlace hasta la largada ya varios estaban con hipotermia (el francés Farres se cayó y confesó tras ser rescatado que "diez minutos más y moría de frío"). Una posición histórica para una mujer en un Dakar, que hasta faltando 38 km era 3º de podio, pero "no quise arriesgar más, porque en el salar la pasé mal, ni sentía los dedos y luego en Iquique me encontré con dunas muy rotas".

Tan valiosa viene siendo su perfomance, que nunca se cayó, como sí le pasó a Barreda Bort el domingo. Y, como al llegar a Uyuni no era la última en las posiciones de los pilotos Honda, zafó de que el equipo la obligara a ceder el manillar al catalán que lo había roto, algo que le tocaba a Israel Esquerre. Pero el "bueno" del chileno sugirió que Demian Guiral, del Honda Sudamérica pero particular, debía ser "el elegido". Igual, el hasta ayer líder debió ser arrastrado más de media especial por el trasandino y ya Coma puede festejar.

Laia, que mitigó la enorme decepción en Honda, es una de las 10 mujeres que largaron este año. El 50 por ciento sigue en camino (ver aparte) Y de ellas, la bella y robusta Laia, es el estandarte femenino. Pero "no creo que pase por una cuestión de género. Mi satisfacción es que cada vez me siento más segura, que he madurado como piloto y me preparé mejor durante el año. Además, no hay dudas de que tengo una moto más competitiva que en los años anteriores", le dijo a Ovación.

Luego del brillante 16º lugar de 2014 en el team español Epsilon, y de haber terminados sus 4 Dakar, todos en Sudamérica, Honda le abrió sus puertas, reemplazando a Pizzolito. Y la española respondió a esa gran responsabilidad: "Es una presión mayor, pero trato de correr como lo hice siempre. Creo que si me pusiera a pensar en dónde estoy compitiendo ahora, me pondría un poco nerviosa", confesó.

Así, la catalana, a quien lo que más le molesta "es armar los road book para cada etapa", se dio el lujo ayer de ser la mejor de Honda, que vino a este Dakar a ganar. Antes de volver a unirse con todos los competidores para salir hoy a Calama, Laia hace pensar que, de ahora en más, una nota suya no será por su condición de mujer sino por tratarse de alguien que va por la gloria.

Hizo historia en quads

González Ferrioli (19 años) ganó su primera etapa en un Dakar y es el más joven en hacerlo en la historia. Está 4º en la general que lidera Casale.

Las argentinas quedaron afuera

Las dos argentinas, afuera De las cinco mujeres que ya no están en el Dakar, dos son las únicas argentinas que participaron: Alicia Reina y Adriana Andreani. La rionegrina, 1ª mujer de este país en autos y en llegar en 2014, abandonó en la 4ª etapa por el motor. Y la cordobesa, copiloto de su marido José Blangino en 4 ediciones, otra vez no lo terminó: quedó encajada en San Juan. Las francesas Houles Catherine y Sandrine Ridet también desertaron ahí, mientras que Annie Seel, la Princesa del Desierto que brilló en motos en Africa, abandonó (en la 4ª) en su debut al volante. Y siguen Rosa Romero, la esposa de Roma que ya mejoró sus 3 Dakar anteriores; Camelia Liparoti, única mujer en las siete ediciones en Sudámerica en quads; la chilena Paula Gálvez, 1ª sudamericana en cuatri ,y Eugenie Decré, copiloto de Pelichet Jerome en autos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS