Ovación

Conejo Bravo suelto en San Jorge

Con 60 años logró su 6º título, en Promo 850. ¿El último? "Quiero seguir un año más", dijo.

Miércoles 13 de Noviembre de 2019

Las Categorías Agrupadas Federadas consagraron a su primer campeón, en una de las categorías emblemas: el Promocional 850. En el regreso al Parque de la Velocidad de San Jorge, el experimentado piloto de San Lorenzo Daniel Bravo hizo lo que debía: ganar para ser campeón. Y lo hizo de manera contundente para alzarse con lo que parece ser “el último campeonato del Conejo”, como él mismo lo graficó en una nota previa con el colega de San Lorenzo Roque Caballero de la Televisión Regional. Pero, “voy a tratar de convencer a mis hijas y mi esposa de seguir un año más”, confesó ayer a Ovación este mecánico de profesión, con 60 años y 40 en el mundo tuerca santafesino, nacido en Rosario pero que hace 17 vive en San Lorenzo.

El Conejo debe su apodo a quien fue presidente de la categoría Midget, Domingo Lattuca, hace más de 30 años. “Fue en una carrera que se paró por el barro. Y cuando se relanzó, nos fue poniendo un sobrenombre a cada uno. A mí me puso Conejo y me quedó”.

Bravo adora correr en un Gordini, “es una pasión”, afirma. De hecho usó más de uno este año para ganar 5 carreras hasta ahora y coronarse anticipadamente en San Jorge, un circuito ideal porque lo conocía mucho. “Corrí varias veces, es como el patio de mi casa”, apuntó. La idea era “hacer la última gran carrera de mi vida ahí para después festejar en Rosario la coronación”, el 1º de diciembre en el Fangio.

Fue la sexta corona lograda por Bravo, luego de ganar un Sanlorencino que fue el fundante del Promocional 850 (obtuvo dos títulos), de la de los Midget y de un mini Fórmula 1. “Mi misión como piloto termina ganando todas las carreras que pude. Qué más puede pedir un piloto corriendo a los 60 años. Me encantaría seguir, pero no me dejan”, dijo riéndose, aunque dicen que el Conejo es como Los Chalchaleros, siempre está volviendo. Por eso luego se animó y dijo que “si el país mejora un poco y convenzo a mis hijas (Irina, Gimnea, Aniela, Josefina y Guillermina) y a mi esposa (Patricia), capaz que tiro otro año. Ellas son incondicionales, como los muchachos del taller, Gastón Berteto, Cristian Marini y Darío, sin ellos sería imposible”.

“Hace 40 años que estoy con esto, lo llevo en la sangre, desde el Midget”, en el viejo circuito de San Lorenzo, donde hoy está la planta de agua. “Ahí nació el Promocional 850, pintábamos los autos a mano, eran los de calle, como veinticinco. Fue una época gloriosa” y recordó también los viejos trazados de Oliveros o Ricardone para desarrollar esas carreras iniciales, a las que se sumó el Grupo 2 y luego el TC4000.

Otro sanlorencino, Lucas Bertolín, era el que terciaba en el título, pero terminó 4º, detrás de Martín Colotti y Juan Blas Manavella.

En las otras categorías la definición se estiró hasta Rosario. En la Clase 2 volvió a la punta el misionero Jorge Loizate (223,5), pese a una rotura de motor el sábado y una falla en el de repuesto en la serie. Fue 3º y a sus rivales les fue peor. Adelquis Avila (201,5), que llegó como líder, directamente no pudo largar, y el del Elortondo Jonathan Bertozzi (207,5) a duras penas finalizó 8º. El triunfo fue para el de Serodino Maximiliano Rizzónico, seguido de Mauricio Herrero. En TA 1600 también hay final abierto. El de Villa Gobernador Gálvez Nicolás Pontoni (232,5) fue 4º y no pudo consagrarse. Encima arrimó el de Chabás Adrián Castagnani (203,5), que ganó con autoridad y ahora tiene chances de campeón, lo mismo que Matías Cantarini (192), quien fue 10º.

Y en TC 4000 venció el rosarino Alberto Felizia y el de Armstrong Juan Pablo Marconi (245) dio un paso más hacia el título, al finalizar 3º, por delante del de Serodino Luciano Brédice (222), su único oponente.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS