Ovación

Central: Zárate, otra vez a la cancha

A Milton Zárate se le presenta una nueva chance. Importante, en lo personal, desde todo punto de vista. Porque terminará el torneo como titular, pero sobre todo por el hecho de que el entrenador Ariel Cuffaro Russo haya depositado su confianza en él ante otra ausencia (obligada) de Jesús Méndez. "Estoy muy tranquilo. Jugué sólo tres partidos en el torneo pero para mí eso significó muchísimo porque no me olvido que estuve a punto de quedar libre", destacó el mediocampista tras la práctica de fútbol de ayer en el Gigante de Arroyito y luego de que el técnico prácticamente lo confirmara para visitar el domingo a Vélez.

Viernes 11 de Diciembre de 2009

A Milton Zárate se le presenta una nueva chance. Importante, en lo personal, desde todo punto de vista. Porque terminará el torneo como titular, pero sobre todo por el hecho de que el entrenador Ariel Cuffaro Russo haya depositado su confianza en él ante otra ausencia (obligada) de Jesús Méndez. "Estoy muy tranquilo. Jugué sólo tres partidos en el torneo pero para mí eso significó muchísimo porque no me olvido que estuve a punto de quedar libre", destacó el mediocampista tras la práctica de fútbol de ayer en el Gigante de Arroyito y luego de que el técnico prácticamente lo confirmara para visitar el domingo a Vélez.

Esta es la cuarta vez que Cuffaro recurre a Zárate. Ya lo había hecho ante Chacarita (4ª fecha), Banfield (5ª), en ambas ocasiones por una lesión del mendocino, y frente a Arsenal (7ª), luego de que Jesús fuera expulsado contra Colón. Un dato importante si se tiene en cuenta la consideración que el técnico tiene de Méndez.

Según Zárate, esos tres encuentros fueron la consecuencia "de la confianza tanto del técnico como de mis compañeros. Todos me apoyaron. En ese sentido estoy muy tranquilo".

Así lo siente hoy el juvenil, quien otra vez tendrá la misión de batallar en la mitad de la cancha junto a Mario Paglialunga. Al menos así se movieron en los minutos de fútbol realizados en horas de la tarde.

De todas formas no siente "ninguna presión" por tener que reemplazar a Méndez. "Con Jesús hablo mucho, especialmente después de cada partido y la verdad que siempre me ayudó hacerlo".

¿El por qué cada vez que Jesús no pudo estar el técnico apostó por el juvenil? "No sé, habría que preguntárselo al él", tiró entre risas. Pero más incómodo se sintió cuando fue consultado si veía entre él y Méndez alguna similitud en cuanto al juego. "Méndez es Méndez (sic). Jugó en muchos clubes y no me comparo con él. Sí te puedo de decir que yo no soy de ir tanto por afuera", sentenció.

La misma tranquilidad que dijo sentir cada vez que le tocó saltar a la cancha desde el primer minuto fue la que manifestó cuando se le planteó la posibilidad que se le podría abrir ante una eventual partida de Jesús. "Voy tranquilo, despacio. Primero quiero jugar y esperar que pase este campeonato", dijo. Y agregó: "La idea es hacer un buen papel contra Vélez y el resto vendrá solo".

—Siempre es bueno tener un espejo como el que hacés referencia, sobre todo por lo que significa Jesús para el equipo.

—Seguro. Yo siempre intenté acercarme a él para que me aconseje y rápidamente se dio cuenta. Después de tantas charlas terminamos siendo muy amigos.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS