Ovación

Central quiere retener a Nery, pero por ahora está más afuera que adentro

El contrato caducará en junio próximo y la dirigencia, por pedido de Eduardo Coudet, muestra intenciones de retenerlo. Sobre todo porque su ficha se revalorizó debido al gran año que tuvo.

Sábado 21 de Noviembre de 2015

La continuidad de Nery Domínguez en Central no está garantizada. El contrato que lo une con el club caducará en junio próximo y la dirigencia, por pedido de Eduardo Coudet, muestra intenciones de retenerlo. Sobre todo porque su ficha se revalorizó debido al gran año que tuvo, además porque se vendrá un 2016 muy movido a nivel deportivo. Pero la oferta que hizo, además de la controversial deuda que mantiene con el mediocampista, hacen que hoy la brecha para conservarlo sea grande. Como si eso fuera poco, hay emisarios moviéndose porque el volante es pretendido por tres entidades de diversas latitudes. Es más, de no consensuar un acuerdo en breve no será extraño que llegue a Arroyito una propuesta formal. Incluso, si el futbolista tiene la potestad en enero de firmar con otro club y sumarse desde el 1 de julio como jugador libre.

   Cuando Ovación consultó en Central en que estado estaba la deuda que la institución mantenía con Domínguez, un alto dirigente aseguró con firmeza “que ya le abonamos todo. Le dimos unos cheques a la parte que le correspondía a Nery y al representante”. Incluso, esa misma voz afirmó que “estamos trabajando y hablando por el nuevo contrato”.

   Pero del lado del jugador sostienen otra realidad. “No, al empresario que maneja a Nery le cancelaron una parte del pibe con documentos. No le dijeron nada todavía de cuándo le iban a saldar el resto”, destacó una fuente que conoce el estado de la negociación.

   “Además, no pueden ofrecerle renovar con un sueldo de la B Nacional. La idea es volver a charlar, pero de manera concreta. Para que nadie pierda el tiempo”, le acotaron a este medio anoche. “Nery se quiere quedar, pero sabe que no puede ganar como si estuviera en el ascenso”, resaltó el informante.

   En medio de este tire y afloje, trascendió que varios equipos están interesados en sumar al volante. Dos son del exterior, que están esperando el desenlace de este tema, si es que se resolverá pronto para dar el paso concreto para llevárselo. Y Central no tiene mucho tiempo para retener al jugador, pese a que legalmente puede contar con sus servicios hasta el 30 de junio de 2016. Porque si el club no llega a un acuerdo, el mediocampista puede negociar con otro club y presentar desde el 1 de enero la documentación en Fifa para quedar habilitado desde el 1 de julio como jugador libre.

   A esto hay que agregarle que un club local lo tiene en la mira desde hace rato y quiere dar el zarpazo. Tal es así que podría ser su destino si es que no hay consenso con el Canalla. Sin dudas, las partes no apuntan llegar a eso. Sobre todo porque el jugador es pieza clave en el esquema del Chacho. A eso hay que sumarle que Central tendrá triple competencia el próximo semestre: Copa Libertadores, torneo local y Copa Argentina.

   Aunque si no prospera la oferta canalla, sumado a que deben saldarle el resto de la deuda que sólo menciona la parte ligada al profesional, no sería descabellado que el jugador deje Arroyito sin dejarle nada. Y ese es un alto costo que la directiva buscará evitar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario