Ovación

Central perdió el rumbo y cayó sin atenuantes 2 a 1 ante Almirante Brown

La parada era brava y demostró por qué, pero Central ayudó para que así fuera. Por la fecha 27 del torneo de la B Nacional, perdió sin atenuantes 2 a 1 en su visita a Almirante Brown, con goles de Ceballos y Marrone, a los 8, uno en cada tiempo. Castillejos de penal marcó el postrero descuento cuando el partido se moría. .

Lunes 02 de Abril de 2012

La parada era brava y demostró por qué, pero Central ayudó para que así fuera. Perdió sin atenuantes 2 a 1 en su visita a Almirante Brown, con goles de Ceballos y Marrone, a los 8, uno en cada tiempo. Castillejos de penal marcó el postrero descuento cuando el partido se moría.

El primer cuarto de hora mostró a un desconocido Central, que se vio desbordado por la presión local y no tuvo volumen de juego. Pero hubo más, porque el desconcierto caló hondo en la defensa, que perdió las marcas y jamás le encontró la vuelta a la movilidad de los atacantes de la Fragata.

Fue llamativa la imprecisión de los hombres auriazules, y también la falta de vocación para asociarse y caer fácil en la tentación del pelotazo.

Aunque después y promediando la primera media de partido, Central pudo emparejar el trámite del encuentro, y llegó en un par de ocasiones cerca de Monasterio. Pero le faltó punch y así las jugadas murieron del lado de afuera de la red.

En el segundo, salió más arriba y con otra actitud pero de un córner mal ejecutado cuando los auriazules inclinaban la cancha, la fue a buscar al fondo de la red en su propio arco. Fue una contra letal, manejada entre Cisterna y Marrone, que culminó con el toque al gol de este último luego de correr más de 60 metros.

Y allí se terminó el cotejo, Central lo buscó pero no encontró la manera de entrarle a la cerrada defensa de la Fragata, que tras marcar el segundo entregó campo y pelota y apostó a la contra.

Central se olvidó del libreto y cayó feo en Isidro Casanova, ante un equipo que funcionó como un relojito, que tuvo una tarde redonda, porque le salieron todas en ataque y estuvo hiperconcentrado en defensa y despejó todo cuando las papas quemaban.

Central no perdió el tren aún y el crédito sigue abierto, pero deberá sacar conclusiones tras esta mala excursión.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario