Ovación

Central no tuvo ideas ni precisión y cosechó un empate con sabor a poco

Fue 1-1 ante Colón en un partido en el que se alternaron el dominio y en el que al canalla le faltó juego y desequilibrio para vulnerar al arco defendido por Broun. Romero, a los 9', anotó para el sabalero y Ruben, a los 11', marcó la igualdad canalla a través de un penal muy dudoso. Pese al empate, Central sigue invicto y líder -al menos hasta que juegue San Lorenzo-.

Viernes 27 de Marzo de 2015

Ante su gente y con un estadio colmado, Central repitió los mismos errores de los últimos partidos y debió conformarse con un empate ante Colón (1-1), que si bien se ajusta en parte al desarrollo termina castigando su falta de ideas y de claridad para aprovechar alguna de las aproximaciones que tuvo para vulnerar a un equipo voluntarioso como el sabalero que llegó a Rosario con la idea de llevarse el punto que finalmente consiguió y que en algunos pasajes sorprendió al canalla. 
 
Es cierto que el punto le alcanza para mantener el invicto y por ahora también la punta del torneo, aunque eso dependerá del partido que San Lorenzo jugará ante Lanús este fin de semana.  
 
Pero de arranque y casi como si fuera un calco de los últimos partidos, regaló buena parte del primer tiempo en el que por momentos le cedió la posesión del balón al rival, que lejos estuvo de meterse en su arco a esperar que hacia el equipo canalla. Pero volvió a estar impreciso en el manejo del balón, no tuvo claridad ni volumen de juego, algo que en parte corrigió en el complemento, pero que no le alcanzó sin embargo como para quebrar al rival, puesto que por momentos fue un equipo repetido, previsible, al que le faltó final de jugada, no tuvo precisión en los metros finales ni profundidad y terminó pagando con un empate en un partido en el que todos esperaban que siguiera sumando de a tres. 
 
En este marco, en que al equipo le costó más de la cuenta imponer su supremacía en el juego y en las áreas, lo positivo para el canalla es que sin jugar bien prolongó su invicto y ahora acumula su séptimo partido sin perder, con cicno victorias y dos empates -en los últimos encuentros-. 
 
Un derechazo de Romero en el arranque del partido, a los 7, fue el aviso de lo que vendría después en un arranque en el que el canalla se vio sorprendido y desbordado por la audacia de Colón. 
 
Ese mejor arranque del visitante provocó que en una apilada de García habilitó a Romero, que definió bárbaro ante el achique de Caranta. 
 
Pero a diferencia de otras veces, Central reaccionó rápido y llegó al empate merced a un penal muy dudoso, que sancionó Loustau. Fue a los 11 cuando un defensor le metió un topetazo a Jonás Aguirre, que el juez no dudó. Pero con las reiteredas imágenes de la TV no parece haber falta, y si la misma existió fue fuera del área. 
 
Pero después de las quejas, Marco Ruben se hizo cargo de la ejecución y marcó el empate para el canalla. 
 
Pese al tempranero empate, el canalla no pudo encontrar su mejor versión, siguió maniatado y sin poder ejercer su mayor jerarquía individual y de conjunto, mientras que el sabalero seguía intentando progresar con pelota al piso y juego asociado. 
 
En los minutos finales de la etapa, los canallas, con Aguirre y Fernández, lograron hilvanar un par de jugadas colectivas por izquierda y generaron un par de aproximaciones que entusiasmaron a su gente e hicieron que el trámite se emparejara un poco.  
 
Aunque, y más allá de que se repartieron el trámite, la más clara fue para Colón, con un remate en el palo de Romero, luego de que otra vez García le bajara el balón en el área.  
 
Como es habitual en Central, salió al complemento con más actitud y ya a los 5 Cervi le metió un pase bárbaro en cortada para Ruben, que fue interceptado, pero que marcó la idea del canalla para la segunda etapa. 
 
Aunque un erro defensivo, en el que el colombiano Yeimar Gómez Andrade no llega a cortar, García queda mano a mano con Carante, se la picó y el balón de fue apenas afuera. 
 
Pero más allá de esa llegada del sabalero, Central ya estaba en partido y así lo demostró en la jugada siguiente. Cervi metió un pase de tres dedos para Fernández, por derecha, que con la pierna menos hábil tiró un centro atrás que Ruben terminó tirando a las nubes. 
 
Con presión en el medio, más volumen de juego y las apariciones desequilibrantes cada vez más frecuentes de Cervi y las subidas por los costados de Fernández y Jonás Aguirre, el canalla empezó a inclinar la cancha, pero le faltaba precisión en los metros finales. 
 
Como en una ataque que encabezó Niell y la abrió por la izquierda para Aguirre, que le quedó un poco atrás, pero igual alcanzó a rematar y el balón fue tapado por Broun. 
 
Sin embargo, el canalla no podía lograr claridad entonces el Chacho Coudet metió mano en el equipo y mandó a la cancha a Walter Acuña y Fernando Barrientos con la intención de tener más juego y mejor manejo en el medio, algo que consiguió solo a medias con el ex Lanús, pero que no le alcanzó para desnivelar en el marcador y debió conformarse con un empate con gusto a poco.  
 
 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS