Ovación

Cambios al por mayor

Leo Fernández hizo un táctico y paró el equipo que jugaría con Belgrano con seis variantes en relación a Patronato

Jueves 05 de Abril de 2018

La derrota a manos de Patronato generó una herida interna que aún no cicatrizó. Caló hondo en el orgullo. Central necesita de manera imperiosa ponerse de pie nuevamente. Sobre todo por lo que se vendrá en pocos días más: San Pablo, por la Copa Sudamericana. No obstante, Leo Fernández sabe mejor que ninguno que deben hacerle morder el polvo a Belgrano para calmar un poco las agitadas aguas que recorren Arroyito en la actualidad. El entrenador también tiene muy en claro que hay apellidos que están en otra sintonía. Y eso representa ofrecer ventaja deportiva. Por eso ayer hizo un táctico pensando en el Pirata. Y no le tembló el pulso para meter mano, revolver de lo lindo y hacer seis cambios en la alineación que cedió ante el Patrón.

Como no hay peor ciego que el que no quiere ver, Leo Fernández no anduvo con vueltas esta vez. En su imaginario colectivo desea otra realidad. Pero el pobre presente de varios jugadores, sumado a la lista de lesionados, confluyen en que termine resignado y apelando a lo que hay en el plantel para salir a escena en cada presentación que impone la Superliga.

Por ahora sacó buenos puntos. Pero también es cierto que viene de comerse un pesto bárbaro desde lo actitudinal ante Patronato. Aunque en esta ocasión no está dispuesto a poner la otra mejilla porque podría ser realmente el principio de un final anticipado e indeseado.

Por eso en la práctica de ayer plantó al factible equipo que piensa poner cara a cara ante Belgrano, el próximo sábado, desde las 13.15, en el Gigante. Lo hizo con seis "nuevas caras". Y no es para menos. Ganar o ganar será la auténtica cuestión esencial del canalla. Sobre todo luego del pobrísimo repertorio que vienen de mostrar en Paraná. Porque cualquiera puede obtener un triunfo o sufrir una derrota. No así mostrar la pasividad abismal que exhibieron varios jugadores canallas en la vecina provincia entrerriana.

Si bien Emilio Di Fulvio no desaprobó en su debut de titular, lo concreto es que al estar mejor Jeremías Ledesma el cuerpo técnico le devolverá el puesto tras la molestia muscular que lo privó de actuar en Paraná.

En el fondo también piensa en cambios. De hecho, sacó al capitán Paulo Ferrari y desea estrenar al juvenil Nahuel Gómez en el lateral derecho. Fernando Tobio por ahora seguirá como primer zaguero central. Oscar Cabezas tiene oficialmente un esguince de rodilla. En su lugar jugó el zurdo defensor Luciano Recalde. Pero el colombiano sorpresivamente ayer trotó de lo lindo. ¿Estaba lesionado como informó el cuerpo médico? (ver página 6). Mientras que Parot continuará en la lateral izquierdo.

En tanto, en el medio también habrá bajas. Por el suspendido Maximilano González entrará el pibe Joaquín Pereyra. Será el único volante tapón si apela al 4-1-4-1 como estrategia, según empezó probando ayer temprano en el country (ver infografías).

Por la derecha estará Maximiliano Lovera, quien suplirá al punta Agustín Maziero. A su vez, Joel López Pissano dejará la derecha para pasar unos metros hacia la izquierda, es decir, pegadito a Pachi Carrizo. Mientras que Fernando Zampedri será el único punta con este dibujo táctico.

Claro que Leo Fernández luego terminó haciendo algunas pruebas. No incluyó nuevos nombres. Sí retocó lo táctico. Archivó el 4-1-4-1 para analizar con el ojo más agudo el esquema integrado por un 4-4-2, que es el que mejor le sienta. Incluso no se descarta que se pare así ante el celeste en el Gigante.

El DT auriazul mantuvo a los integrantes de la defensa y el arco. Pero en el mediocampo plantó a Hernán Da Campo por la derecha. Eso habla que podrá debutar en este ciclo tras su regreso de Quilmes si ratifica hoy su buen labor en la práctica matinal.

Además, Leo paró de cinco tradicional a Joaquín Pereyra y más abierto ubicó a Joel López Pissano. Federico Carrizo se mantuvo bien abierto por la banda izquierda. Arriba apostó por Lovera y Zampedri sin dudar.

Para el cuerpo técnico, según confió una fuente canalla desde las entrañas del country, fue una buena práctica porque los dos equipos mostraron intensidad y otra actitud, algo que Leo Fernández espera volver a ver en su Central el sábado ante Belgrano.

Mientras tanto, hoy terminará de pulir algunos detalles y luego confirmará qué esquema y nombres decidirá emplear ante el Pirata. ¿Habrá alguna otra sorpresa? Tal vez. Pero por lo visto, hará cambios al por mayor sin dudar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario