Ovación

Bronce de valor supremo

Argentina, con Córdoba y Molinari, ratificó su lugar en el continente y celebró por varios motivos.

Lunes 28 de Mayo de 2018

Las caras de felicidad de cada uno de los integrantes del equipo argentino de gimnasia dieron cuenta de lo que significó la obtención de la medalla de bronce en los Juegos Odesur. Los experimentados y viejos conocidos en este tipo de competencias, Federico Molinari, Nicolás Córdoba y Osvaldo Martínez, junto a la renovación que encarnan Julián Jato, Daniel Villafañe y Santiago Mayol, consiguieron el tercer lugar del podio que revalidó el lugar argentino en el continente y que, a sabiendas de cuáles son los rivales que tiene por encima, lo hacen aún más valioso. Por eso no querían bajarse del podio, por eso no aflojaban con las selfies, por eso todos querían expresar la alegría ante los micrófonos de TyC Sports. Colo Córdoba, de Alvarez pero representante del club Provincial, y Federico Molinari, nacido en Rosario y criado en San Jorge, más Juan Carlos Pinto, quien viajó como entrenador de la selección, le dieron presencia a la Ciudad de la Bandera en Bolivia.

Luego de que los seis integrantes del equipo completaran las pruebas del all around se determinó que Argentina era nuevamente dueña de la medalla de bronce, como viene ocurriendo desde 2006, detrás de Brasil y Colombia, potencias continentales en esto. Especialmente el primero, por contar entre sus filas con el campeón olímpico en Londres 2012, Arthur Zanetti, subcampeón también en su país en Río 2016. Quizás de las pocas figuras que llevó la delegación verdeamarelha a estos Odesur de Cochabamba.

La obtención del bronce (que vale oro en esta disciplina para Argentina) vino con un plus: cinco de los integrantes del equipo se metieron en las finales de las pruebas individuales. Córdoba, olímpico en Brasil hace dos años, competirá en barra fija, mientras que Molinari lo hará en anillas, especialidad en la que hizo historia en Londres 2012 al meterse en la final de esos Juegos Olímpicos. Ayer el Colo Córdoba fue el más destacado del equipo nacional, cumpliendo con una gran rutina en la barra fija, mérito que aumenta tras haber estado parado varios meses producto de un accidente en moto, no hace mucho.

Los chicos valoraron el logro no sólo porque fue una ratificación de las obtenciones pasadas, sino porque la mitad del equipo (Jato, Villafañe y Mayol) están haciendo sus primeras armas en estos torneos y dan cuenta así de que la renovación está encaminada y hay buena materia para el futuro.

Hoy, las pruebas individuales.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario