Ovación

Boca pegó el golpe para ser puntero

Con una floja presentación, el xeneize superó con lo justo a Banfield.

Lunes 26 de Agosto de 2019

Con un solo golpe. Nada más que eso. Y con un funcionamiento olvidable, Boca venció a Banfield por la mínima diferencia. El gol de Soldano en los primeros segundos le dio la victoria a un xeneize que hizo poco y nada en su visita al Florencio Sola. Pero ganó y se subió a la punta, que ahora comparte con San Lorenzo.

A los 19 segundos el xeneize sorprendió a través de Soldano marcando el gol de apertura e ingresando en el libro del recuerdo de Boca. Es que su gol se convirtió en el tercero más rápido en toda la historia de la entidad de la ribera.

Ese tanto modificó todo lo programado en la semana, sobre todo para el equipo conducido por Crespo. Es que todo el análisis y las precauciones a tener en cuenta que fueron estudiadas en los entrenamientos quedaron de lado. Porque a partir de ahí comenzó otro juego, con un Boca que consiguió tranquilidad con la ventaja y el Taladro que se vio obligado a apostar con mayor intensidad en busca de revertir el resultado.

Banfield conservó sus intenciones de protagonismo en el complemento ante un xeneize que no le encontraba la vuelta al encuentro. A pesar de todos los nombres con los que cuenta Alfaro y la diferencia de presupuesto entre uno y otro eso no se notaba. Porque no reaccionaba para pegar el golpe de gracia. Sólo resistía.

Crespo mandó a Moya a la cancha y sacó un defensor con el fin de jugar en terreno xeneize. Y a pesar de merodear el arco de Andrada le faltaba el toque como conseguir lo que buscaba.

Alfaro, por su lado, se desesperaba en el banco porque sus jugadores no lograban tener la pelota y salir del ahogo. Jugaba mal, una vez más. Claro que el Taladro no era fino más allá de la intensa posesión que impuso.

Como si fuera poco para los xeneizes Almendra se fue expulsado cuando estaba por salir. Otro problema más para Alfaro que más allá de sus gritos e indicaciones desde la línea de cal no lograba despertar a sus dirigidos.

El sufrimiento estaba instalado en los dos bancos. Uno, el de Banfield, porque el gol del empate no llegaba. Y en el otro, el de Boca, porque la pelota la tenían los de verde y blanco. Por eso Alfaro atinó a reforzar la muralla de contención. Primero con Campuzano y después con Lisandro López.

El equipo de Crespo bombardeó el arco de Andrada. Así de literal. Porque tuvo una veintena de remates, pero a pesar de la superioridad no tuvo eficacia para que el resultado se ajustara un poco a lo hecho por uno y otro equipo.

Alfaro: “Hay que ganar estos juegos incómodos”

“Hay que venir a estas canchas en momentos difíciles y sacar estos resultados que nos sirven. A lo largo del campeonato sumás luces y sombras, como todos los equipos. Queríamos llegar a cuartos de final punteros del campeonato y lo logramos”, analizó Gustavo Alfaro, DT xeneize. La cuestión en sí fue el flojo nivel futbolístico que mostró el equipo y ante esto señaló: “Entiendo el esfuerzo y estoy día a día con los jugadores. El sábado los jugadores no podían más, el viaje, la altura, el esfuerzo que hicieron, todos se comieron el sacrificio y hay que ganar estos partidos incómodos”. Por su lado, Crespo, DT de Banfield, manifestó: “No tengo ganas de hablar de lo que pasó. Hicimos un partidazo”.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario