Ovación

Boca lidera a pura defensa

 El 2 a 1 al cabo lo dejó como único líder, al menos hasta que juegue Central mañana ante Temperley.

Domingo 15 de Marzo de 2015

 Boca no perdona, pero a veces sufre. Cada vez aparece como un equipo más temerario, pero a veces debe ratificarlo en circunstanciales no deseadas. Fue muy bueno el primer tiempo del equipo de Arruabarrena, aunque bastó que un débil Defensa y Justicia le descontara para que el partido se le hiciera cuesta arriba. Claro que en eso mucho tuvo que ver la exigencia de la doble competencia, ya que varios de sus jugadores terminaron lesionados. El 2 a 1 al cabo lo dejó como único líder, al menos hasta que juegue Central mañana ante Temperley.

Boca venía de florearse en la semana ante Zamora y en un primer tiempo bárbaro se fue 2 a 0 al descanso, sin dejarle prácticamente ningún atisbo de reacción al rival. Buen fútbol, buena rotación y aunque a veces sin tanta profundidad, inclinó la cancha y no extrañó que volcara en el resultado su supremacía. Un espléndido tiro libre de Lodeiro a los 30' que el Cata Díaz martilló de cabeza al gol y otro tremendo cabezazo, esta vez de Daniel Osvaldo tras centro de Monzón, pusieron una justa diferencia.

Defensa sólo inquietó a través de una llegada del ex Newell's Eugenio Isnaldo (justo antes de salir lesionado) que conjuró muy bien Orion. Pero poco más, pese a la ambiciosa apuesta de Darío Franco de jugar con un 4-3-3. Boca edificaba su triunfo desde la seguridad de sus centrales, más un correcto trabajo de sus laterales, y con un buen aporte de volantes y delanteros. Es decir, un buen conjunto, un buen trabajo de equipo.

Pero en el complemento, en su primera llegada profunda, Defensa descontó y cambió la tendencia del partido. Brillante pase de Barbieri (el que entró por Isnaldo) y mejor definición de Sánchez Sotelo picándosela a Orion para que el desarrollo no fuera el mismo. Y todo porque para entonces Gago y Peruzzi se habían ido con molestias, mientras que Sebastián Palacio, desgarrado, caminaba la cancha con Arruabarrema ya sin poder hacer cambios.

El trámite se le hizo cuesta arriba a Boca pese a que inmediatamente Monzón estrelló un remate en el palo, y la Bombonera se silenció cuando Juan Carlos Rodríguez la paró con el pecho en el área y de zurda sometió a Orion a los 27', pero el línea interpretó que estaba adelantado (muy discutible). Defensa vio que podía, pero le faltó ideas para aprovecharse de un rival que parecía como esos boxeadores que siente una buena mano.

Como dijo luego Arruabarrena, el mérito de Boca no sólo fue haber marcado la diferencia con buen fútbol sino conservar el resultado cuando cambió el contexto. Así, su equipo cosechó su tercer éxito consecutivo de local, amén de los logrados en la Copa Libertadores, y mantiene su invicto en el año.

A esta altura es indudable su crecimiento, más por el recambio que tiene, ya que ayer no jugaron varios titulares. Y de líder, mete miedo. 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS