Ovación

Bermúdez: “Hay que armar el equipo de Newell's ya, no en diciembre”

El ex directivo leproso Eduardo Bermúdez, que será hombre de consulta de los popes de Newell’s según indicaron, habló con Ovación y dijo que no existe margen de error y que “hay que invertir”.

Jueves 17 de Septiembre de 2015

Eduardo Bermúdez es un tipo frontal. Con enorme experiencia dentro del fútbol, contactos y sabedor de cómo conseguir jugadores. Fue parte integrante de la primera comisión directiva y si bien ahora no forma parte de la misma, sí mantiene una buena relación con las autoridades. Y ante la solicitud de su visión entrega su opinión. De hecho, desde el club ratificaron la información de Ovación y dijeron que “mantenemos contacto personal y nos asesora”. Y fue el propio Bermúdez el que también avaló la información y en diálogo con este diario entregó conceptos y mensajes claros y concretos imperdibles desde su posición. “Siempre dije que después de la llegada de Martino (los dirigentes) no se pudieron acomodar”; “estoy convencido de que al equipo hay que armarlo ya, no esperar a diciembre”; “hay que invertir, no traer incorporaciones, sino refuerzos”; “no se pueden equivocar ahora”; “el equipo se arma con un 60 0 70 por ciento de experiencia y el resto de juventud”; “no estamos complicados de promedio, pero hay que operar ahora para no llegar a ese momento”, fueron algunas de las frases del ex directivo.
  Bermúdez reconoció que hubo charlas con los directivos y que “estuve reunido con Riccobelli y Morosano. Hablamos de muchas cosas de la entidad, sobre todo del fútbol. Me pidieron mi opinión y se las di. Como soy un integrante del grupo que reconquistó la democracia siempre deseo estar al lado de Newell’s porque no quiero que se vuelva a lo de antes. Estoy a disposición de la CD”.
  —¿Vas a tener una función o sólo asesorar y aconsejar en lo futbolístico?
  —No, sólo puedo dar una opinión porque los responsables del fútbol son Sensini y Bernardi, y deben preocuparse del armado del equipo. A lo mejor la CD me pide mi opinión y se la voy a dar.
  —¿Cómo viviste todo lo que sucedió en el último tiempo?
  —Mal. Siempre dije que después de la llegada de Martino no se pudieron acomodar. Ahora espero que empiece una nueva etapa. Fue importante el resultado del domingo y el sistema táctico fue valioso. Estoy convencido de que el equipo hay que armarlo ya, no esperar a diciembre. Hay que preguntarle al mánager y al DT lo que necesitan y empezar a trabajar desde ahora porque se podrán conseguir jugadores con mayor facilidad. Y hay que invertir, no traer incorporaciones sino refuerzos.
  —Siempre se habla de apostar a los pibes y se está haciendo, aunque también son necesarios jugadores de jerarquía y no que vengan a pelear un puesto.
  —Lo que hizo Bernardi promoviendo chicos es muy bueno, pero no se pueden poner muchos juntos. Hay que traer de jerarquía porque es importante para el vestuario. Los pibes deben ir de a poco. Hay que armar un equipo de hombres.
  —Siempre se habla de traer de jerarquía, pero el problema de siempre es la plata.
  —Hay que invertir. En estos momentos hay que hacerlo. Entró dinero de Ponce, de Casco. No hay que derrochar. Seguramente Bernardi y Sensini buscarán los futbolistas necesarios. No hay que traer incorporaciones e intentar que lleguen refuerzos. No se pueden equivocar ahora.
  —¿Hace falta una renovación en el plantel?
  —Pienso que hay jugadores que son recuperables. Maxi es de jerarquía, hay que armar la columna vertebral de la que siempre hablo: el arquero, el dos, el cinco, el diez y el nueve y de ahí conformar el plantel. El error es no hacerlo. Se lesionó Scocco y no había un  suplente. Eso es una locura. Hubo que llevar a un arquero de la cuarta. Hacen falta centrales, laterales y volantes de casi la misma jerarquía. Si el titular es 9 puntos, el suplente debe ser 7 y no 2. El equipo se arma con un 60 o 70 por ciento de experiencia y el resto de juventud.
  —Había un par de 9 y fueron cedidos a préstamo.
  —Eso es un problema anterior. No sé la jerarquía que tenían. Si se tomó esa decisión no voy a opinar. Recién hablaba de la columna vertebral, pero hoy con un muy buen arquero y un nueve que la meta y armando tácticamente el equipo puede salir bien. Fijate Bauza, ganó todo. San Lorenzo es un equipo ordenado que cuando te descuidás te la mete adentro. Acá no es atacar y atacar, a lo mejor hay que estar bien estructurado desde abajo y después dar la sorpresa. Hablo de este momento de Newell’s, en el que es necesario sacar puntos. No estamos complicados de promedio, pero hay que operar ahora para no llegar a ese momento.
  —Vos (junto a Dezotti) padeciste algunas marchas en algún momento. ¿Cómo vas a llevar ese tema?
  —Hay que olvidarse de eso. Eran cuatro o cinco chicos jóvenes y siempre habrá alguien que va a estar en contra. Pero si vas a trabajar pensando en eso no podés participar. Hay que tener mucha seguridad para manejar el fútbol, no se puede improvisar. Sé lo que quiero y dónde llegar. De fútbol me animo a charlar, armar y estructurar.
  —¿Qué te moviliza a volver para colaborar?
  —Soy un apasionado de esto, soy muy ñulista. Luché diez años contra López para reconquistar el club, junto a Lorente, Riccobelli, Martínez, Moresco y varios más. Mi miedo es que se desestabilicen. De todas formas, en la oposición hay buena gente. Creo que puedo ayudar para sacar esto a flote.
  —Más allá de que el empate tranquilizó, sabés que todo se mueve en base a resultados y si no se obtienen, las cosas se pueden complicar.
  —Es lógico. En este momento no soy integrante de la CD ni del cuerpo técnico, sólo voy a dar mi opinión y consejo. Ojalá que llegue y se pueda armar un equipo competitivo.

“Ñuls necesita un refuerzo de jerarquía por línea”. En cuanto a los refuerzos, Bermúdez dijo que “hay que traer uno de jerarquía por línea”. ¿Incluido un arquero?, fue la consulta. “Sí, aunque a eso debe decidirlo Bernardi. Unsain me gusta. Lo que pienso es que hay que tener un arquero de gran jerarquía. No sólo por lo que ataje, sino por el vestuario y la línea de cuatro”.

“No festejamos el empate”

“En ningún momento festejamos el empate, no sé por qué dijeron eso. El hincha siempre quiere que gane Newell’s y después que le vaya mal al rival. Nosotros queríamos ganar y si no podíamos hacer eso, que ellos no sumaran porque están peleando arriba”, declaró ayer Hernán Bernardello en conferencia de prensa tras la práctica matutina en Bella Vista. El Cabezón también hizo hincapié en el esquema utilizado y en la necesidad de vencer el sábado cuando Ñuls enfrente a San Martín de San Juan.
  Precisamente sobre el sistema utilizado en el Gigante de Arroyito, el volante confió: “Elegimos ese esquema porque creímos que era lo necesario para que el rival no nos hiciera daño. Tuvimos algunas situaciones claras para marcar, pero no las pudimos concretar”. Y agregó: “Cada uno puede opinar y hacer lo que quiera. En clásicos anteriores el partido fue al revés y nunca dijimos nada. Fuimos ordenados, compactos y queríamos ganar, pero hicimos un buen trabajo”.
  Sobre el cruce que mantuvo con Javier Pinola, con sinceridad, el jugador afirmó: “Fue una situación en la que las pulsaciones están a mil, una agresión mía y una de él, hubiera sido justo que nos expulsaran a los dos; lo digo hoy hablando con el diario del lunes. Son cosas que pasan, no son ejemplos de nada, nos pedimos disculpas y está todo bien”.
  Bernardello no venía teniendo rodaje y el domingo volvió a tener la chance de ser titular. Al respecto opinó: “Las sensaciones fueron buenas por momentos, físicamente no tanto, pero siempre tratando de hacer lo mejor para el equipo. En el segundo tiempo uno se siente más fatigado y por eso es necesario que entre un compañero que esté mejor”.
  “A partir de hoy ya no hablamos más del clásico, quedó atrás y ahora tenemos que empezar a pensar en San Martín de San Juan. Es un partido muy difícil y queremos ganar para cortar la racha en casa, con nuestra gente y disfrutar también nosotros. Tenemos que sumar la mayor cantidad de puntos que podamos en estos seis partidos que nos quedan para clasificarnos a la liguilla presudamericana”, concluyó el volante cuyo préstamo vence a fin de año.

El Cabezón dijo que le da tristeza ver la tabla. “No nos gusta y nos da tristeza ver dónde estamos en la tabla de posiciones, pero no falta mucho para que la situación cambie”, deslizó el mediocampista, que también opinó sobre el video de la arenga de Priotti: “Nos da pena y molestó que se haya filtrado porque eso es algo muy íntimo del vestuario”.

Recuperados y bajas importantes

Newell’s sumó ayer el segundo entrenamiento de la semana de cara a la presentación del sábado, a las 19, con San Martín de San Juan y con el arbitraje de Pedro Argañaraz. Para este compromiso Bernardi seguramente podrá contar nuevamente con Mauro Formica, quien jugó algunos minutos frente a Central, y Oscar Ustari, ya recuperado de la lesión que lo dejó afuera de los últimos encuentros. La novedad saliente, más allá de que aún no fue tenido en cuenta, es que Federico Fattori se fracturó un dedo de un pie.
  El volante fue expulsado en el cotejo de reserva ante el Canalla y ayer se informó que sufrió una “fractura de la primera falange del quinto dedo de un pie”. Por ende, estará varias semanas afuera de las canchas.
  Por otro lado, en la práctica de ayer el Gato y Ustari trabajaron a la par del resto y hoy seguramente participarán de la práctica de fútbol, en la que el entrenador leproso entregará algunas pistas sobre el equipo y el o los cambios que pueda realizar. Todo indicaría que el fondo permanecerá inalterable y quizás pueda tocar un volante (¿Denis Rodríguez?) e incluir un atacante para acompañar a Lucas Boyé y Maximiliano Rodríguez, teniendo en cuenta el rival y que jugará de local.
  En cuanto a Ignacio Scocco y Víctor Figueroa, ambos no estarán a disposición. Nacho le apuntaría a tratar de volver ante Estudiantes, mientras que Figueroa le demandará algunos días más.
  Por otro lado, Luciano Pocrnjic ya fue anunciado que sufrió un desgarro en un aductor y estará “out” algunas semanas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS