Federico Van Lacke

Básquet: "Estoy en duda si voy a seguir jugando"

Federico Van Lacke, a punto de cumplir 40 años, dice que la pandemia lo hizo reflexionar acerca de su futuro en el básquet.

Miércoles 03 de Junio de 2020

Federico Van Lacke hizo la mayor parte de su carrera en España, donde brilló en muchos equipos y llegó a ser MVP en varios juegos de la Liga Endesa de básquet. Habitó varias ciudades y también volvió al país en el medio para vestir la camiseta de Boca, Obras Sanitarias y Olímpico de la Banda donde jugó hasta 2017. Hoy, radicado San Sebastián, en el País Vasco, estaba jugando en Juaristi ISB en la LEB Plata, hasta que se suspendió la actividad por la pandemia de coronavirus. El santafesino, que comenzó su carrera profesional en Echagüe en 1998 y se casó con la modelo, community Manager y micro influencer, Eloisa Patat, dijo que está evaluando “el retiro” a pesar de que se encuentra en gran forma física por los cuidados que ha llevado en su carrera profesional.

Se refirió a la emergencia sanitaria, recordó su paso por el club de Paraná y adelantó dónde se ve en el futuro. Fede comentó que están saliendo de la cuarentena “con mucho optimismo” y brindó algunos detalles de su región. “En nuestra ciudad, San Sebastián, estamos en las puertas de la Fase 3, ya pasamos la 0, 1 y 2. Si Dios quiere ya pasamos y empezamos a salir poco a poco. Los comercios y los bares, que era lo que pedía la gente, empezaron a abrir sus puertas con aforos limitados. Se empezó a reactivar de a poco la economía y el movimiento de la gente dentro de sus ciudades, aunque si todo apunta bien, el día 21 de junio va a estar todo casi en la normalidad para volver a la rutina”, comentó Van Lacke acerca de la situación en el norte de España en diálogo con el programa La Radio de UNO (97.1).

España fue uno de los países más castigados por el virus y según confesó el jugador “hubo una gran conmoción”. “Al principio nadie sabía lo que estaba pasando realmente y la dimensión de lo que no estábamos enfrentando. Una pandemia que ha afectado a muchísimas personas en el mundo y cuando se dieron cuenta de que esto era algo difícil y complicado ya había muchas personas muertas en las estadísticas. Y más allá de ser estadísticas son personas, son muchas familias que sienten un golpe muy duro que azotó a Europa en general y particularmente a España. Nadie esperaba que pase en dos o tres meses lo que pasó en España”, relató el jugador sobre las miles de muertes que se registraron (hasta el lunes habían fallecido 27.127 personas).

van lacke.jpg
Federico Van Lacke hizo la mayor parte de su carrera en España

Federico Van Lacke hizo la mayor parte de su carrera en España

AQUEL RECUERDO. Federico Van Lacke jugó cinco temporadas en Echagüe y en su último año, 2002, antes de partir a Europa fue parte de una campaña excepcional encabezada por Silvio Santander y un grupo de jóvenes “irreverentes” que dejaron su sello en el club y peleaban cada partido bajo el grito de aliento inmortalizado: “Vamos, vamos los pibes...”

Ante la consulta sobre ese paso, Fede, lo recordó como un hecho “súper emocionante” en su carrera deportiva. “Cada vez que recordamos o leemos una frase de ese estilo es súper emocionante. Han pasado 20 o 21 años y fueron momentos muy felices para la gente, para el club y para los que siguieron al Negro toda la vida. Mucha gente siguió a Echagüe por esa identidad que reflejábamos en la cancha. Y esa memoria de incluso quedar gente fuera del estadio porque no había más hueco para ponerse de pie en el Luis Butta, eso sonaba muy fuerte y se vivieron momentos muy lindos a nivel de club y ciudad. Todos disfrutamos muchísimo a ese equipo. Daba la vida por una pelota”, indicó nostálgico y agradecido el gran jugador de la región.

EL RETIRO. Fede confió que ha pasado “por una especie de montaña rusa” emocional durante “el confinamiento” y eso ha puesto en duda su continuidad como profesional.

“Cuando jugué este año con el equipo que me contrató unos poquitos partidos tuvimos que parar por la pandemia. Y a partir de ahí, los primeros días más allá de la rabia por no poder jugar, mi decisión era jugar un año más porque quería despedirme en el momento que yo quiera y jugando un último partido. Pero después de tantos días encerrado, la cabeza y el corazón empiezan a unirse y a tomar decisiones, en cierto modo más claras, y ahora estoy en duda porque tengo otros proyectos que están encaminados y estamos a punto de empezar a marchar. Y pensar en jugar en este momento significaría tener que moverme, tener que mover a mi familia y empezar en otro lugar. Y el año pasado había priorizado quedarme en San Sebastián por el colegio de mis hijas y el trabajo de mi mujer, entonces echar todo por la ventana por una temporada no sé si valdría la pena. Estoy en duda, con ganas de jugar como también de empezar proyectos nuevos. Este verano que empieza en España me va a ayudar a clarificar un poco la idea”, indicó el jugador que logró el ascenso el ascenso a la máxima categoría de España con la camiseta del Valladolid, donde fue figura y determinante

EL PROYECTO. Van Lacke apunta a la parte mental y emocional para mejorar el rendimiento deportivo. Y es ahí adonde se ve trabajando a futuro.

“Durante muchos años de mi carrera siempre consideré que tanto la parte técnica como la parte táctica, el trabajo físico, el descanso, la alimentación, eran fundamentales, eran factores sumamente importantes para un profesional, pero la mentalidad y la gestión de una buena mentalidad es casi o más importante que los puntos anteriores”, dijo. Por tal motivo, señaló que se fue “interiorizando y estudiando” sobre lo que es “el coaching deportivo” y el “coaching sistémico”. “Me fui preparando en eso y en el coaching, en la programación de lo lingüístico que se refiere a como nos comunicamos con nosotros mismos o como lo hacemos con las personas y todo eso me llevó a ir profundizando y a empezar una siguiente etapa referido a eso. Poder gestionar la inteligencia emocional de los equipos, a poder sacar el mayor rendimiento de los equipos en la parte mental a mejorar la comunicación entre los intérpretes y no solo a los jugadores sino también enfocado a los entrenadores y a los directivos que puedan participar de un proyecto del calibre que lleva tanto a un equipo profesional, como amateur o de inferiores, que quiere perseguir objetivos y valores en general”, explicó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario