Ovación

Barcelona logró el doblete de la mano de Messi

Messi es el jugador argentino con más títulos en la historia (sumando seleccionado y clubes), con 25 consagraciones, seguido por Esteban Cambiasso con 23 y Alfredo Di Stéfano con 22.  

Domingo 31 de Mayo de 2015

 

Lionel Messi brilló otra vez ayer y llevó de la mano a Barcelona hacia un nuevo título en la Copa del Rey, al marcar dos de los tres goles con los que su equipo le ganó a Athletic de Bilbao por 3 a 1.

  Fue el segundo título del Barcelona en dos semanas, ya que días atrás se consagró campeón de la liga al ganarle como visitante al Atlético de Madrid, gracias a otro gol del capitán del seleccionado argentino.

   Messi es el jugador argentino con más títulos en la historia (sumando seleccionado y clubes), con 25 consagraciones, seguido por Esteban Cambiasso con 23 y Alfredo Di Stéfano con 22.

   Además de Messi, el equipo blaugrana contó con la presencia como titular del subcapitán del seleccionado Javier Mascherano.

   Messi frotó la lámpara con una genialidad a pura gambeta a los 20 minutos y puso en ventaja a Barcelona en el Camp Nou.

   El rosarino, a quien la defensa del equipo vasco había controlado bien hasta ese momento, tomó la pelota sobre el sector derecho, gambeteó a cuatro rivales y ya dentro del área ubicó la pelota junto al palo izquierdo.

   El golpe de nocaut para el Bilbao llegó pocos minutos después, a los 36, cuando después de una buena jugada colectiva Luis Suárez envió un centro bajo desde la derecha y Neymar, solo sobre el segundo palo, la empujó al gol.

   La segunda conquista del rosarino y el tercer y último gol de los catalanes llegó a los 73, cuando Messi cacheteó la pelota con la cara externa del pie izquierdo luego de un centro bajo de Dani Alves.

   Williams descontó para el Bilbao a los 79, pero el partido estaba definido desde hacía rato porque la diferencia entre ambos equipos era demasiado grande.

   Sobre el final del encuentro se produjeron unos incidentes que enturbiaron el buen ambiente previo entre ambas hinchadas, que pudieron despedir a dos de sus jugadores más emblemáticos, Andoni Iraola por los vascos y Xavi Hernández por los catalanes.

   Al equipo de Messi le queda un objetivo más por delante, el más importante, ya que el sábado próximo jugará la final de la Liga de Campeones de Europa ante la Juventus de Carlos Tevez y Roberto Pereyra.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS