Ovación

Barcelona le ganó al Villarreal y le sacó diez puntos de diferencia a Sevilla

El Barcelona derrotó hoy de visitante por 2-1 al Villarreal, cerró el año con una nueva victoria y se consolidó como el único líder de la liga española de fútbol. El equipo dirigido por Josep Guardiola logró, de esta manera, sacarle una diferencia de diez puntos a su escolta Sevilla, que igualó con el Mallorca por 0-0.

Domingo 21 de Diciembre de 2008

España.- El Barcelona derrotó hoy de visitante por 2-1 al Villarreal, cerró el año con una nueva victoria y se consolidó como el único líder de la liga española de fútbol. El equipo dirigido por Josep Guardiola logró, de esta manera, sacarle una diferencia de diez puntos a su escolta Sevilla, que igualó con el Mallorca por 0-0.

Además, el conjunto 'culé' obtuvo su victoria número 13 en los últimos 14 partidos disputados en la Liga y logró vencer a los cinco inmediatos perseguidores en la tabla de posiciones.

Cani abrió el marcador para el conjunto local a los 48 minutos de juego, mientras que Seydou Keita, a los 54' y Thierry Henry, a los 66' consumaron la remontada que le permitió al equipo catalán consolidarse aún más en la primera posición.

El duelo arrancó con la intensidad acorde a las expectativas de ambos equipos. Mientras el Barcelona adoptó su habitual postura de dominador del juego, el local esperaba en su campo con el plan de recurrir a alguna contra basada en la velocidad de sus delanteros.

Mientras Xavi y Keita distribuían con criterio la pelota, Lionel Messi permanecía desaparecido: no intervenía en la circulación, ni aparecía como opción de pase. Y el Barcelona sufrió mucho su 'ausencia'.

A su vez, la defensa del conjunto de Castellón tampoco sufría más de lo necesario. Negados a la construcción de juego, las únicas intenciones de los anfitriones eran detener el aluvión visitante.

Las situaciones más claras habían sido protagonizadas por Sergio Busquets, con una volea que detuvo Diego López y por Messi, con un zurdazo que envió la pelota cerca del palo derecho. El entretiempo llegaba con un 0-0 bastante justo.

Así, el complemento alteró los papeles de ambos. Cani apareció por la derecha para definir ante la salida de Víctor Valdés con un pique muy preciso y decretar el 1-0. El Villarreal obligaba al rival a arriesgar para evitar su derrota.

Pero el Barça demostró nuevamente su frialdad para manejar los partidos. Desplegó su juego por las bandas y en poco menos de 15 minutos logró revertir la situación: un cabezazo de Keita, ante una salida fallida de López y una volea de izquierda de Henry, tras un centro de Xavi.

Más tarde, Gerard Piqué se fue expulsado por un supuesto codazo sobre Guillermo Franco, pero la historia persistió a favor de los visitantes hasta el final del encuentro.

El Barcelona volvió a ganar, se aprovechó de la pérdida de puntos de sus perseguidores y, a falta de tres jornadas para el final de la primera rueda, ya se consagró como 'campeón de invierno'.

El Sevilla igualó hoy con el Mallorca por 0-0 de visitante y logró ubicarse como único escolta del líder Barcelona en la Liga española de fútbol.

El conjunto andaluz precisaba obtener un triunfo para hacer olvidar la vergonzosa eliminación de la Copa UEFA, tras la derrota por 1-0 ante la Sampdoria. Por eso, la actitud de los jugadores locales fue netamente ofensiva.

La primera llegada justamente fue protagonizada por Diego Capel. Recibió un excelente pase de Jesús Navas desde la derecha y clavó un disparo en el travesaño, justo cuando también llegaba Luis Fabiano.

Fernando Varela respondió con un fuerte tiro desde fuera del área, que pasó muy cerca de la portería defendida por Andrés Palop, tras un tiro libre fallido de Juan Arango.

El complemento mantuvo el mismo libreto. Dos equipos abrumados por el miedo escénico y que revelaban una conformidad muy desesperante.

El venezolano Arango tuvo la oportunidad de volver a abrir el marcador cuando aprovechó una fallida salida de Palop y envió la pelota al lateral de la red. Mientras, lo destacado del Sevilla surgía fuera de los límites del campo de juego, ya que fue expulsado el entrenador Manolo Jiménez.

Fue un 0-0 demasiado aburrido que no terminó por conformar a ninguno de los dos equipos.
Por su parte, el Osasuna dio el gran golpe de la jornada al golear al Getafe por 5-2 en un partido que casi no divisó las equivalencias.

Los goles del equipo ganador fueron convertidos por Plasil (6'), Juanfran (34'), Pandiani (42'), Nekouman (45') y Font (88'), mientras que para el visitante anotó Soldado (65' y 93').

De este modo, el equipo local se mantiene en la última posición de la tabla, aunque recortó distancias con sus rivales inmediatos en la zona de descenso.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario