Ovación

Barcelona enfrenta a Real Madrid en la final de la Copa del Rey

Barcelona, eliminado de la Liga de Campeones y con la Liga española casi perdida, tratará esta tarde de adjudicarse la Copa del Rey, en una nueva final contra Real Madrid. Será el tercer superclásico de la temporada.

Miércoles 16 de Abril de 2014

Barcelona, eliminado de la Liga de Campeones y con la Liga española casi perdida, tratará esta tarde de adjudicarse la Copa del Rey, en una nueva final contra Real Madrid. Será el tercer superclásico de la temporada, que puede ser decisivo tanto para el futuro de Gerardo Martino como para la gloria de los merengues. El encuentro se disputará desde las 16.30 y será televisado por Direc TV en el estadio Mestalla.

En una temporada muy complicada, tanto en el terreno de juego como desde el punto de vista extradeportivo, el equipo del Tata podría perderlo todo en una semana.

Si hace tan sólo ocho días, Barcelona seguía vivo en todos los frentes, la situación dio un vuelco en este breve período: el miércoles cayó eliminado ante Atlético de Madrid (1-0) en cuartos de la Champions y el sábado perdió con Granada (1-0), cayendo a la tercera posición de la Liga. Así, una derrota hoy en Valencia dejaría a Barcelona sin nada por primera vez desde 2007-2008, ya que la Supercopa de España lograda en agosto es un premio chico para el ambicioso proyecto azulgrana. Tampoco es seguro que la victoria en la Copa salve de las críticas a Martino y a sus jugadores, quienes se quedaron sin respuestas en el peor momento de la temporada. En términos deportivos, hoy Barcelona es el que tiene más que perder, ya que una derrota en suelo valenciano profundizará su crisis, mientras que una victoria podría calmarla, aunque no garantizará la continuidad de Martino.

"Este equipo hizo lo que hizo no sólo por la forma de jugar, sino porque además ganaba títulos. Se pide en función de lo que el equipo dio, algo que se vio y con estos jugadores. Es difícil, y se debe a que cada año no serás el mejor del mundo. Pero estos futbolistas marcaron un antes y un después en la historia del fútbol", dijo Martino en la previa.

El panorama de Real Madrid, en cambio, es diametralmente opuesto. Es el único equipo español que aspira a los tres títulos de esta temporada y al que una victoria contra su eterno rival podría insuflarle una gran dosis de confianza para este final de temporada.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario