Ovación

Al Newell's del Tolo Gallego le cuesta con los rivales de primera

Newell’s jugó ocho partidos ante adversarios que el año pasado estaban en la máxima categoría y sólo pudo ganar uno.

Lunes 11 de Mayo de 2015

Jugadas 12 fechas del torneo de 30 equipos la campaña de Newell’s presenta dos facetas bien marcadas. Hay un detalle estadístico que ilustra con solvencia que el elenco del Tolo Gallego todavía está buscando su identidad futbolística y que está en pleno proceso de formación. Hay que decir que los rojinegros no hicieron todo mal, pero tampoco anduvieron sobre rieles. La realidad marca que hasta acá Newell’s enfrentó a ocho rivales que el año pasaron jugaron en primera división y que allí sólo cosechó un triunfo, que fue frente a Godoy Cruz. Lo contrario ocurrió cuando se midió antes los adversarios recién ascendidos a la máxima categoría. Porque en este rubro tuvo una foja perfecta: sumó los doce puntos sobre cuatro juegos. Esto refleja que Newell’s todavía está en buscando un perfil de equipo confiable para ser más competitivo y animarse a pelear arriba. Hasta acá le está costando.
  No es fruto de la casualidad que de los ocho partidos que los rojinegros jugaron ante equipos que el año pasado estuvieron en primera sólo hayan cantado victoria frente a Godoy Cruz. Porque además igualaron con Vélez, Quilmes, Gimnasia y San Lorenzo. Y perdieron ante Independiente, Belgrano y Arsenal. Esto no hace más que reflejar que a Newell’s le cuesta mucho imponer sus condiciones ante rivales de fuste. Es cierto que las lesiones de jugadores clave condicionaron al Tolo para plasmar su idea y que se trata de un torneo largo, donde después del receso por la Copa América recién arrancará la etapa definitoria.
  La ecuación leprosa cambió ante adversarios recién ascendidos. Allí hubo puntaje ideal por las victorias ante Aldosivi, Crucero del Norte, Sarmiento y Unión. En estos cotejos, los rojinegros supieron imponer el peso específico de las individualidades y resolvieron los partidos.
  Hasta el receso, Newell’s deberá medirse ante Argentinos (recién ascendido) en La Paternal y luego tendrá tres encuentros ante equipos que buscan ser protagonistas en el certamen local: Banfield (L), Boca (V) y Racing (L). En esta recta final deberá afinar la puntería en cuanto al juego colectivo, levantar el nivel de las individualidades y además conseguir triunfos resonantes antes adversarios de categoría. Restan 12 puntos hasta el parate y quedar muy relegados del lote de arriba puede ser una cuesta muy difícil de remontar para el segundo semestre.
  En cuanto al juego es cierto que Newell’s tiene momentos positivos en los partidos, como ocurrió el último sábado cuando en algunos pasajes del primer tiempo superó en el trámite a San Lorenzo, pero también suele tener lagunas pronunciadas donde el rival lo acorrala, le quita la pelota y le genera situaciones claras frente a Ustari.
  Lo concreto es que para poder filtrarse en el lote de arriba de la tabla deberá sumar de a tres ante los adversarios de jerarquía que ocupan posiciones de privilegio. El torneo es largo y queda una vida por delante, pero darles demasiada cuerda a los candidatos luego puede ser indescontable.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS