Ovación

Abogado de barra prófugo citó a Chávez y a Castro como excusa

Andrés Rabinovich, abogado  defensor de Eduardo “Monzón” Del Valle, uno de los presuntos barrabravas  de River prófugos en la causa por el crimen de Gonzalo Acro,  pidió hoy a la Cámara del Crimen la “exención de prisión” argumentando que la Justicia argentina no es ni “castrista” ni “chavista”.

Viernes 18 de Enero de 2008

Buenos Aires.- Andrés Rabinovich, abogado  defensor de Eduardo “Monzón” Del Valle, uno de los presuntos barrabravas  de River prófugos en la causa por el crimen de Gonzalo Acro,  pidió hoy a la Cámara del Crimen la “exención de prisión” argumentando que la Justicia argentina no es ni “castrista” ni “chavista”.

Rabinovich introdujo así a los presidentes de Cuba, Fidel  Castro, quien convaleciente de una enfermedad cedió el poder a su  hermano Raúl, y al de Venezuela, Hugo Chávez, en las antípodas del respeto a los derechos humanos y las garantías individuales.

El letrado justificó el pedido de exención de prisión de su cliente: “No estamos en una dictadura militar, ni en una justicia  castrista o chavista. Nos encontramos en la República Argentina, donde los derechos individuales más que nunca, como así los derechos  humanos, deben ser defendidos a capa y espada”.

Según el escrito presentado ante la Sala de Feria de la Cámara del Crimen, al que tuvo acceso DyN, “Monzón” Del Valle “no se  encuentra en rebeldía, ni se hallaba en rebeldía en el momento de  determinar la orden de allanamiento y el pedido de captura” que pesa  sobre él por disposición del juez de instrucción Luis Rodríguez.

Por el contrario, según el abogado, Del Valle es víctima de  “graves violaciones a los derechos y garantías individuales”.
El abogado Rabinovich denunció que el juez Rodríguez “borró de  un plumazo en su resolución, u obvió los principios de inocencia consagrados en la Constitución Nacional y el principio de  defensa”.

“Es un ataque al corazón mismo de nuestros principios  constitucionales”, embistió.

Según el abogado de Del Valle, “parecería ser que concurrir a  la popular de un estadio de fútbol es sinónimo de vagancia, de  delincuencia o de criminalidad. Y esto realmente asusta porque  también es una forma de violencia deportiva, pero en otro plano, en el  jurídico”.

Rabinovich pidió la “nulidad absoluta” de la orden de  detención contra del Valle y consideró que existe “un abismo” entre su  situación y la del resto de los barras bravas, detenidos o prófugos  en la causa por la muerte de Acro. (DyN)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario