Ovación

A Rusia con el 600

Messi es el tercer jugador de Barcelona en pasar la barrera de los 600 partidos, lejos de Xavi (767) e Iniesta (642). Sampaoli estuvo en el Camp Nou. Mañana, jugador y entrenador se encuentran en Moscú.

Domingo 05 de Noviembre de 2017

Pensar que tranquilamente Argentina podría estar jugando en los próximos días su boleto al Mundial 2018 en un repechaje ante Nueva Zelanda, que finalmente le corresponderá a Perú. Hoy ni se tiene en cuenta el detalle, hoy el sufrimiento de hace un mes quedó prácticamente en el olvido. En cambio, la selección nacional de Jorge Sampaoli disputará el sábado (a las 16, TyC Sports) un amistoso tranquilizador ante el anfitrión Rusia, sin urgencias y con la responsabilidad, sí, para el Zurdo de ir formando el equipo que quiere, con la dinámica que suele imprimirle. Contará en el estadio Olímpico Luzhniki, cancha donde se disputará la final del Mundial que se inaugurará, por supuesto con su as de espadas Lionel Messi. El héroe de la clasificación en Quito, el que se sacó una enorme mochila con esa actuación, abordará hoy el avión que lo depositará en Moscú, luego de romper otra marca ayer jugando con la camiseta de Barcelona: la de llegar a los 600 partidos con su club.

No lució Messi ayer en la victoria por 2 a 1 en el Camp Nou ante Sevilla. No hizo los goles (los marcó Paco Alcácer), tampoco asistió pero siempre fue muy marcado, como se aprecia en la imagen principal perseguido por cuatro rivales. Lo siguió desde el palco nada menos que Sampaoli, junto a su ayudante Sebastián Becaccece, quien también observó al convocado Ever Banega. Ambos disputaron los 90 minutos y el que no jugó fue Gabriel Mercado para el visitante, excluido por lesión. Guido Pizarro, tenido en cuenta también aunque no viaja a Rusia, hizo el descuento.

Messi es el tercer jugador de Barcelona en pasar la barrera de los 600 partidos, lejos de Xavi (767) e Iniesta (642), desde aquel debut hace 13 años en el clásico catalán, como visitante de Espanyol, reemplazando a Deco a los 86' un 16 de octubre de 2004. No hubo ayer un homenaje especial para el rosarino, acostumbrado a batir todas las marcas posibles en el club. Tampoco, como se dijo, una actuación descollante, pero le sigue alcanzando para que su equipo lidere con comodidad la liga y para mantenerse cómodo al frente de la tabla de goleadores con 12 gritos, tres más que sus perseguidores.

Banega y Sampaoli, junto a Emiliano Insúa, llegan hoy mismo a Moscú y Messi lo hará mañana junto a su compañero Javier Mascherano, que apenas entró a los 89' por Rakitic y sigue jugando muy poco, más Sergio Agüero, Nicolás Otamendi, Sergio Romero, Mauro Icardi, Alejandro Gómez, Matías Kranevitter, Emiliano Rigoni, Leandro Paredes, Emanuel Mammana, Marcos Acuña, Eduardo Salvio, Federico Fazio y Diego Perotti. El martes arriba el resto: los "extranjeros" Angel Di María y Nahuel Guzmán, más Fernando Belluschi (que jugó en la derrota de San Lorenzo ante Banfield) y los que disputarán el superclásico Darío Benedetto, Cristian Pavón y Enzo Pérez.

Sampaoli y Messi tuvieron ayer el primer encuentro cercano luego de la clasificación festejada en Ecuador. Mañana volverá a verse las caras para el primer entrenamiento en el predio de Spartak de Moscú, a 35 kilómetros del alojamiento de la selección. El sábado será la acción ante el anfitrión y el martes frente a Nigeria en el Arena del FC Krasnodar. Empieza el camino al Mundial.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario