Ovación

A darles "bolilla"

Newell's y Central ya conocen a los 22 posibles rivales para el arranque de la copa. La suerte del sorteo los emparejará con alguno de renombre o desconocidos internacionalmente

Martes 19 de Diciembre de 2017

A la hora del sorteo de las llaves de la primera fase de la Sudamericana, leprosos y canallas palpitarán qué suerte les toca. Si les aparece un equipo brasileño, que en principio son los más complicados ya sea por nombres propios o rivalidad más que por actualidad, se dirá que les fue esquiva. Si aparece un colombiano seguro el grito de alivio llegaría con el desconocido Jaguares de Córdoba (de Montería) antes que los tradicionales conjuntos de Cali. Si el sorteo los empareja con ecuatorianos, los cuatro posibles rivales asoman parejos en cuanto a peso nominal. Si arroja peruanos, el difícil parecería ser Sporting Cristal y la nota de color la pondría Sport Rosario, por nombre y características ya que es un equipo con los colores y un anclaje con leyenda canalla. Mientras que de los conjuntos venezolanos, Caracas y Estudiantes de Mérida son los más renombrados.
   Si bien dentro de los 22 rivales figuran algunos con mucha historia en torneos sudamericanos, sus presentes indican que no estuvieron entre los mejores de su país porque esos clasificaron a la Copa Libertadores 2018.
   En Brasil se da más esta característica porque a la Sudamericana la jugarán los que ocuparon del 9º al 14º lugar en el Brasileirao, algo similar a lo que sucedió en Argentina porque Newell's la jugará tras ser 9º y Central 12º en el torneo pasado.
   Como mejor brasileño aparece Atlético Mineiro, que terminó con 54 unidades, producto de 14 triunfos, 12 empates y 12 derrotas, a 18 puntos del campeón Corinthians (72).
   El 14º fue Fluminense, que clasificó a la Sudamericana con más derrotas (13) que victorias (11), a la vez que sumó 14 empates. Sacó 47 puntos, sólo 4 más que Coritiba y Avai, que con 43 unidades se fueron al descenso.
   Los clasificados de Colombia son a partir del 4º puesto, con Independiente de Medellín, los dos conjuntos de Cali y el sorprendente Jaguares, que se metió en esta competencia porque Junior fue a la Libertadores al obtener la Copa Colombia y dejar libre un cupo.
   Sorpresivamente, los resultados del fútbol ecuatoriano en 2017 se encargaron de mandar a la Copa Sudamericana a equipos de renombre como Barcelona, Liga de Quito y El Nacional, que quedaron debajo del cuarto puesto.
   Distinto es el caso de los equipos peruanos, porque los dos más grandes (Alianza Lima y Universitario) clasificaron a la Libertadores. El más grande por historia en la Sudamericana será Sporting Cristal, ya que los otros tres clasificados tienen poco rodaje internacional y son clubes con pocos años de vida y una corta trayectoria en el fútbol de primera división: Universidad Técnica de Cajamarca fue fundado en 1964, Sport Rosario en 1965 (lo dirige el ex canalla Gustavo Onaíndia) y Sport Huancayo nació en 2007.
   Por último, de Venezuela clasificaron el campeón de la copa local Mineros de Guayana, Caracas por ser subcampeón del torneo Apertura que se jugó en el primer semestre del año, Estudiantes de Mérida fue 4º en el Clausura y Zamora 5º en la tabla acumulada.
   A suerte y verdad, como en la lotería. Será cuestión de esperar el sorteo de mañana en la sede de la Conmebol, en Luque, ir viendo cómo se suceden las bolillas en los dos combos en los que se dividirán los 44 equipos y alegrarse o lamentar por el rival que toque.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario