Ovación

2019: año de las goleadas

La profesionalización, el Mundial de Francia, el campeonato de Newell's en Rosario y Central en AFA fueron algunos hitos.

Viernes 20 de Diciembre de 2019

El 2019 fue un golazo para el fútbol femenino argentino. Por empezar comenzó la profesionalización, lo que implica que ahora también las mujeres podrán vivir de jugar al fútbol y justamente quien impulsó la movida y firmó el primer contrato, la santafesina Macarena Sánchez (actual jugadora de San Lorenzo), fue recientemente nombrada por el presidente Alberto Fernández como responsable del la Institución Nacional de la Juventud (Injuve), un organismo que depende de Desarrollo Social, a cargo de Daniel Arroyo. Es la primera futbolista en un cargo político nacional, una muestras de que las mujeres deportistas vienen peleando y ganando espacios y derechos dentro y fuera de la cancha.

Además, la selección argentina viajó tras 12 años de ausencia al Mundial que se jugó en Francia. Las albicelestes en la última década jugaron la mayor cantidad de partidos internacionales y ahora con dos rosarinas en el equipo (Vanina Correa y Virginia Gómez) compartieron momentos con la selección masculina y lograron su mejor performance, por lo que muchos futboleros comenzaron a mirarlas por primera vez, conocieron sus nombres y su juego. Pero ganó Estados Unidos, un equipo consolidado. De todos modos las argentas ascendieron un puesto (del 35 al 34) en el escalafón internacional. Eso sí, en estos días Fifa descartó al país como plaza del próximo Mundial en 2023: una de cal y una de arena.

Ambos logros, presencia en el Mundial y la profesionalización, fueron capitalizados por el presidente de la AFA, Carlos “Chiqui” Tapia, quien había anunciado en marzo de este año que durante su gestión acompañaría de manera económica a los 16 clubes de primera “para que el profesionalismo y el desarrollo del Fútbol Femenino sea para siempre” y prometió a la selección un vestuario propio en el predio de Ezeiza. Y cumplió.

A nivel local también se festejó el crecimiento deportivo.

Por primera vez las chicas de Newell’s se quedaron con el campeonato de la Asociación Rosarina de Fútbol (ARF) con una efectividad superlativa, mientras las últimas tricampeonas de Rosario Central emigraron a la AFA. Las auriazules lograron ser televisadas, se sumaron a las asalariadas del fútbol del país y llegaron al receso con buen desempeño (están en el sexto lugar de la tabla).

Pero además el fútbol femenino rosarino no deja de aportar promesas a las selecciones nacionales. En el combinado mayor, además de Correa, en las últimas convocatorias llamaron a Aldana Narváez de Social Lux y a Eugenia Ramírez y Clarisa Paolorossi, de Newell’s. En el Sub 20, a Brisa De Angelis (Renato Cesarini) y a Luciana Ferreyra (Newell’s) quienes jugarán el próximo encuentro contra Uruguay. Y hasta comenzó la “fuga de botines” al exterior: la casildense Daiana Medina, quien juega en Newell’s se prueba por tres meses en Valencia y la totorense Delfina Rossi estuvo en Social Lux, pero ahora patea en Estados Unidos.

También se destacaron dos equipos locales que subieron a la A: Adiur y El Torito (ver aparte). Un año de puro crecimiento para el fútbol femenino.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario