Opinión

¿Qué se espera del debate?

Pablo Javkin, Roy López Molina, Roberto Sukerman y Juan Monteverde se verán las caras en el debate previo a las elecciones para intendente. ¿Confrontarán propuestas, discutirán ideas o cruzarán chicanas? De la decisión que tomen dependerá el interés de los rosarinos y el rating

Jueves 30 de Mayo de 2019

Los candidatos a intendente de Rosario se verán las caras el domingo en el debate que, por obra y gracia de los medios locales, podrán ver los vecinos de la ciudad. Pablo Javkin, Roy López Molina, Juan Monteverde y Roberto Sukerman se enfrentarán como lo han hecho tantas veces antes en el recinto del Concejo Municipal o en el patio de la escuela, porque el candidato del Frente Progresista y el del justicialismo fueron al Superior y más de una vez, en aquellos buenos viejos tiempos, se cruzaron en las asambleas estudiantiles.

Son viejos conocidos, aunque son jóvenes, la generación que llegó para renovar la política de la ciudad. El mayor es Javkin, lo llaman "Pablito", algo que los fastidia, porque no es pibe, y tiene 48 años. Los más jóvenes son López Molina y Monteverde, que con 34 años se ubican en las antípodas ideológicas y protagonizaron una de las polémicas más picantes que se dieron en los últimos años en el Palacio Vasallo, cuando el candidato de Ciudad Futura increpó a su rival de Cambiemos por las políticas económicas del gobierno nacional.

"Cobrás 90 lucas, López Molina, rata, y con lo que valen tus zapatos viven tres familias", le gritó en medio de una sesión caliente y el edil macrista se levantó y se fue sin responderle.

Habrán sanados las heridas o las cicatrices, aún frescas, clamarán por venganza. Su encuentro será uno de los puntos de interés del debate. Se seguirán con atención sus miradas, sus gestos, hasta los más mínimos, a la espera de que una chispa encienda la mecha y las diferencias entre los candidatos exploten.

Javkin, Sukerman y López Molina tiene experiencia en debates televisivos. Compartieron el estrado en 2017, en la previa de las elecciones para renovar las bancas del Concejo. Monteverde debuta el domingo, en aquel debate, el lugar de Ciudad Futura lo ocupó el pastor Eduardo Trasante, que se desmarcó al mostrar una foto de la ametralladora con la que mataron a su hijo Jeremías, en Triple Crimen de Villa Moreno. Hoy ya no está en el Concejo, renunció tras ser denunciado por acoso.

Que sea su primera vez, no lo hace carecer de experiencia mediática. Sus acciones políticas son pensadas para generar impacto. La última, la venta de leche a precios más bajos que en los supermercados cosechó una generosa cobertura en diarios, radios y televisión sin invertir un peso. Filoso, irónico, Monteverde tiene un estilo provocador que, en una puesta en escena televisiva, puede rendir sus frutos, al menos así lo esperan los productores que seguirán el debate con un ojo en la pantalla y el otro en el minuto a minuto.

Del que más se espera en el debate, sin dudas, es de Sukerman, el candidato justicialista llega con el antecedente de haber puesto contra las cuerdas a Anita Martínez, al acusarla de no asistir a las reuniones de la comisión de Salud del Concejo, en 2015. Dos años más tarde quiso repetir la estrategia, disparando sus dardos contra López Molina, quien hizo caso omiso a las chicanas y no hubo polémica. Así y todo, y teniendo en cuenta de lo mucho que se juega en esta elección a intendente, acaso redoble la apuesta y ponga en la mesa el as que todos confían esconda en la manga.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});