Opinión

Pichetto y la historia

La historia nunca se repite. Es cierto. Pero algunas veces se producen hechos que tienen tal semejanza que, por lo menos, merecen ser resaltados.

Sábado 15 de Junio de 2019

La historia nunca se repite. Es cierto. Pero algunas veces se producen hechos que tienen tal semejanza que, por lo menos, merecen ser resaltados.

Es lo que sucede con los casos del contralmirante Alberto Teisaire, último vicepresidente de Juan Domingo Perón, y la reciente nominación de Miguel Angel Pichetto como candidato a vicepresidente de Cambiemos.

Alberto Teisaire fue un prominente participante de la Revolución de 1943. Cuando Perón asume la presidencia en el año 1946 su vicepresidente fue Hortensio Quijano, quien detentará el cargo hasta el 3 de abril de 1952 en que fallece.

El 25 de abril de 1954 se realicen elecciones para elegir al nuevo vicepresidente. Allí el peronismo postulará al contralmirante Alberto Teisaire, quien cosecha casi el 63 por ciento de los votos derrotando al radical Crisólogo Larralde que obtiene solo el 31,64 por ciento de los sufragios.

Era evidentemente un hombre del riñon de Perón. Un dato curioso: su secretario privado fue Bernardo Neustadt, después famoso periodista.

En ese año 1954 Teisaire había dicho que "ningún peronista se detenga para analizar la situación: es suficiente que el general Perón vea alguna cosa para que todos estemos listos a obedecerle inmediatamente, porque sabemos que lo que haga el general Perón será siempre lo que sea mejor para la Patria y para nuestro pueblo" (1).

Cuando se produce el 16 de setiembre de 1955 la llamada "Revolución Libertadora", encabezada por el general Eduardo Lonardi, los principales funcionarios y dirigentes son encarcelados. Entre ellos Alberto Teisaire.

El contralmirante, desde la cárcel, pide hablar con el general Eduardo Lonardi, quien concede la entrevista. Luego se hace pública una declaración de Teisaire de 7 carillas. Es filmada para ser profusamente difundida en todos los cines del país, en la cual se despacha contra el ex presidente y su régimen en forma despiadada.

Teisaire dijo de Perón que "su deslealtad para los que en él creyeron, su cobarde y vergonzosa deserción frente al adversario, abandonado al gobierno y a sus colaboradores me habilitan para la actitud que asumo... no tengo por qué guardar consideraciones para quien no las tuvo con nadie, ni aún con el país, de cuyos destino dispuso a su antojo".

Sostuvo además que "… hay un sólo responsable de todo: Perón. Hay uno sólo que inspiraba y ordenaba: Perón. No consintió ni admitió a nadie que lo aconseje o ayudase y, por tanto, a nadie puede culparse del desastre sino a él" (2).

Por supuesto que estas declaraciones hicieron que los peronistas lo expulsaran del partido y dijeran — todavía podían opinar libremente — en la Revista "De Frente" que "el asco ya tiene nombre y apellido".

¿Qué fue de Teisaire? Después de sus declaraciones, puntualmente reproducidas en el "Libro Negro de la Segunda Tiranía" (3), siguió detenido hasta 1958. Retirado desde entonces de la política parece que falleció en 1963. Algunos sostienen que fue asesinado en un restaurant en 1962.

Miguel Angel Pichetto, más allá de sus anteriores cargos legislativos por el justicialismo desde el año 2002, es presidente del bloque justicialista del Senado de la Nación. Lo dirigió durante todo el período Kirchnerista y siguió haciéndolo en el gobierno de Mauricio Macri. Durante estos 17 años fue un firme sostenedor de las posturas del Partido Justicialista en el Congreso.

Al aceptar la postulación como vicepresidente de Cambiemos para las próximas elecciones declaró, entre otras cosas, que "nunca es bueno volver al pasado porque el destino es Venezuela y la posibilidad más latente es que vuelva el autoritarismo" (4), lo que demuestra un claro cambio de posicionamiento partidario.

Coincidencias y diferencias

Advierto, conforme lo narrado, las siguientes coincidencias y diferencias:

1) Los dos han renegado de sus anteriores partidos para optar por los oficialismos de turno. Teisaire criticó a Perón para intentar tener algún beneficio —que no consiguió— de Eduardo Lonardi y Pichetto abandona el partido Justicialista para incorporarse a Cambiemos o "Juntos por el Cambio".

2) Ambos tienen a la vicepresidencia muy presente. El primero desalojado de ella por la Revolución Libertadora y el segundo buscando ese lugar en las próximas elecciones.-

3) Ambos fueron miembros prominentes del régimen o partido que abandonan.-

Hasta aquí lo que han tenido de parecido estos hechos históricos.

Veremos que nos dice el futuro pero eso ya es otra historia.-

(1) Pedro Santos Martínez "La Nueva Argentina —1946 — 1955" (Memorial de la Patria- Tomo 2) pag. 299/300.

(2) Idem pag. 304.-

(3) "Libro Negro de la Segunda Tiranía" Buenos Aires 1958, pag. 239/244

(4) La Capital, 12/06/19, pag. 8

(*) Abogado. Docente Invitado Cátedra Historia Constitucional Argentina – Facultad de Derecho UNR

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario