Opinión

Los efectos del Brexit en el corto y mediano plazo

Política internacional. El 29 de marzo es la fecha prevista para la salida del Reino Unido de la Unión Europea. El futuro de Theresa May. Qué puede suceder en Malvinas.

Miércoles 23 de Enero de 2019

Cada vez falta menos para el 29 de marzo, fecha hipotética para que el Brexit entre en vigencia. Sin embargo, todavía no existe un acuerdo formal. Lo que sí existe son estimaciones sobre la caída del PBI británico: Entre el 4 por ciento y el 6 por ciento dependiendo de si la salida es consensuada o no.


En el medio de la incertidumbre se encuentra el futuro político de Theresa May. La intención de este artículo, por lo tanto, es evaluar distintas cuestiones que traerá el Brexit en el corto y mediano plazo.

En principio se podría esperar que Theresa May deba llamar a las elecciones ni bien se comience el proceso del Brexit en caso de haber una salida consensuada. El próximo primer ministro británico deberá comandar el buque durante los dos años de transición.

Sin embargo, en caso de no haber acuerdo, la crisis política será aún mayor. May se encuentra acorralada entre los partidarios del brexit duro y el partido laborista que se manifestó reiteradas veces contra el mismo. Además, el Reino Unido encuentra en el Brexit un viejo problema: la independencia escocesa. La fuerte caída del producto bruto interno británico traerá un fuerte malestar en la población.

Este factor podría ser canalizado por los partidos independentistas escoceses y llevar, en definitiva, a la independencia de Escocia y por ende, su entrada a la Unión Europea. Teniendo en cuenta que la producción del barril Brent se basa en el crudo extraído de aguas escocesas, la posible independencia de Escocia traería diversos inconvenientes. En primer lugar, el aumento del precio del crudo proveniente de las tensiones entre el Reino Unido y Escocia. En segundo lugar, fuertes desacuerdos entre la Unión Europea y el Reino Unido, profundizando la crisis. En caso de que Escocia se independizase e ingrese a la Unión Europea, los yacimientos petroleros del Mar del Norte explotados por British Petroleum pasarían a encontrarse en territorio de la UE, generando un conflicto entre la principal petrolera británica y la UE. Todos los contratos deberían ser renegociados y, en caso de que Escocia expropiase dichos yacimientos, la crisis económica británica sería más profunda.

Algo similar sucedería con los territorios británicos de ultramar. La caída del PBI británico no sólo afectaría a Inglaterra, Gales, Irlanda del Norte y Escocia. Ésta se propagaría a otros territorios bajo la órbita del Gran Bretaña y generaría malestar dentro de las poblaciones de ultramar. Podría suceder, entonces, que algunos de las colonias británicas busquen su independencia. Respecto al tema, algunos políticos británicos ya hicieron declaraciones. Jeremy Corbyn respecto a la cuestión de Malvinas declaró que se podría barajar la idea la independencia de las Islas. En caso de que el Brexit llevase a Corbyn al gobierno, Argentina debería estar preparada para mantener una posición fuerte respecto a la negociación por la soberanía sobre Malvinas. Principalmente ya que, si las islas se independizan, cambiarían la ecuación del conflicto. En este caso, el eje de la discusión dejaría de ser si están bajo soberanía británica o argentina y pasaría a ser si Malvinas es un Estado soberano.

Por todo esto, la votación que se llevará a cabo en las próximas semanas dejará de ser únicamente si los británicos optan por un Brexit con o sin consenso. Gran Bretaña se juega en dichas votaciones su integridad electoral, su rumbo político y quién será el sucesor de Theresa May.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});