Opinión

La hora de los postulantes

Claves. Con Irizar como candidata socialista, se define la estrategia del Frente Progresista. El peronismo busca ampliar sus bases de sustentación. Clima picante en Cambiemos.

Domingo 02 de Diciembre de 2018

Al mismo tiempo que el gobierno nacional logró un éxito total en la organización y desarrollo del G20 que, incluso, plantea la posibilidad de un relanzamiento de la gestión de Mauricio Macri, la política santafesina ingresó en la etapa de lanzamientos de candidaturas.

   Tal como se adelantó en esta columna, el socialismo tiene candidata con nombre y perfume de mujer: Verónica Irizar. Una jugada con el sello de Miguel Lifschitz, el gran protagonista del aquí y ahora socialista. "¿Será Irizar la candidata?", le preguntaron hace unos días atrás al gobernador. "Y, si me hacen caso, será ella", completó. Lo es.

   La decisión se tomó la semana pasada, pero los socialistas esperarán para comunicarla oficialmente, a pedido de la intendenta Mónica Fein, quien quiere trasladar la novedad al gabinete y a sectores partidarios, que tenían sus fichas puestas en otras cabinas. De hecho, Leonardo Caruana, eficaz secretario de Salud, era el candidato de la jefa del Palacio de los Leones.

   Y no debe pasar desapercibido que, hace 15 días atrás, el secretario de Gobierno municipal, Gustavo Leone, se lanzó a la Intendencia, en una entrevista con La Capital. Antes de consolidarse el nombre de la blonda concejala, también se habló de Enrique Estévez. El nombre que más cierra es el de Irizar, a quien nadie le puede cuestionar su perfil militante y técnico.

   ¿Qué hará Miguel Cappiello? Bajará su postulación. Nadie sabe cuándo. Si el socialismo va con dos nombres propios, se restregará las manos Pablo Javkin, quien apronta un discurso crítico, casi como fuego amigo. Pero fuego al fin.

   A los 43 años, Irizar tendrá sobre su espalda la enorme responsabilidad de mantener el gobierno bajo el escudo socialista, algo que los rosarinos pusieron en duda en las elecciones de 2017. Apoyo interno no le faltará.

   Hoy, el que está arriba en las encuestas es Roberto Sukerman. ¿Le alcanza al PJ con lo propio o deberá ampliar sus fronteras para llegar a una playa más? Es lo que le podría aportar Alejandro Grandinetti. Curioso caso el de Grandinetti, quien fue recibido por Lifschitz hace días atrás en la Gobernación. Por estas horas, el periodista deshoja la margarita.

   La fórmula Omar Perotti-Alejandra Rodenas, más la candidatura a concejal de Eduardo Toniolli, completarían el círculo en el peronismo que cerró filas con el rafaelino. "Que Perotti se ocupe de Rafaela en vez de insultarnos a los socialistas, porque le vamos a ganar en su ciudad", se escuchó decir cerca de la Gobernación. Se prepara un arsenal de críticas al senador, quien vinculó al socialismo con el narcotráfico y desató malestar.

   Ayer, el congreso partidario aprobó la posibilidad de ampliar el frente de acción electoral, tal como quería María Bielsa. De todos modos, Rubén Giustiniani y Carlos Del Frade se negaron públicamente a participar de la interna peronista. No es un dato menor que todo el colectivo del PJ haya aprobado una moción pedida por los congresales de Marcos Cleri: el repudio a la "persecución judicial" contra Cristina Kirchner.

   Donde también hubo algunas historias curiosas fue en Cambiemos. El diputado provincial Federico Angelini quiere ser gobernador, y fue la cara visible de un encuentro provincial que nucleó a concejales y presidentes de comuna para respaldar su postulación. No concurrió al evento Roy López Molina, la carta ganadora del macrismo local. Sin embargo, y contra las especulaciones que circularon, cerca de Angelini aseguraron que "la relación con Roy es tan buena como siempre, y forman parte del mismo proyecto político". Justifican la ausencia del edil en cuestiones personales.

   Resaltan que en el encuentro provincial "hubo 50 concejales, diputados nacionales, senadores, intendentes y jefes comunales". Estuvo presente, incluso, el titular de la UCR, Julián Galdeano. "Hasta Anita Martínez concurrió, a quien (José) Corral no pudo convencer de que sea su candidata a vice", expresaron desde el angelinismo.

   A la vez que se destacaron otras ausencias, como la de varios diputados provinciales, el intendente de Santa Fe mostró con orgullo su presencia en la gala del Teatro Colón por el G20. En las últimas horas, hubo reuniones entre Corral y dirigentes cercanos a López Molina. Habrá que esperar para saber cómo se conforman las alianzas en la interna de Cambiemos. "Las novedades definitivas las van a aportar desde el gobierno nacional", dijo una fuente.

   Mientras esto pasa, quedó definido que el PRO tenga un solo candidato a gobernador para competir con Corral. Hoy, los que pretenden ser precandidatos son Angelini y Lucas Incicco. Ambos acordaron que sea uno. El otro irá a diputado nacional.

   Corral espera ser el candidato bendecido por Balcarce 50, despejar el camino de las internas y acordar una estrategia común con López Molina. Angelini tiene lo suyo, con inserción en los barrios como ariete del gobierno nacional, clave para la victoria en 2017. Mientras tanto, Corral definirá en las próximas horas el nombre de su delfín (o delfina) a la sucesión en la ciudad de Santa Fe. En todos lados, la suerte de Cambiemos dependerá, también, de cómo le vaya al gobierno nacional.

   En ese sentido, son horas de festejo para la congregación macrista nacional. El G20 fue un éxito total y, esa sensación de haber alcanzado los objetivos intentará ser utilizada para que el gobierno se reinvente. Una especie de parangón con lo que le sucedió a Cristina tras los festejos por el Bicentenario. Venía de una derrota legislativa crucial en 2009, y ganó las elecciones de 2011, con el 54% de los votos.

   Pero, al margen de lo bien que resultó el G20, lo que deberá hacer el gobierno es evitar la continuidad de las malas noticias y de una economía que no le da respiro a los argentinos.

   Cuenta a su favor con la desorientación, total y absoluta, de la oposición.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});