Opinión

La deuda con Santa Fe: entre el tiempo y la pereza

Los autores sostienen que la deuda que el Estado nacional contrajo con la provincia por coparticipación federal tiene que ser pagada cuanto antes.

Viernes 05 de Abril de 2019

A fines de noviembre de 2018, el gobernador Miguel Lifschitz concurrió en persona a la Corte Suprema de Justicia de la Nación con el propósito de reclamar por el cobro de la deuda que el Estado nacional contrajo durante años con Santa Fe, en los que descontó el por ciento de la coparticipación federal, porcentaje utilizado para financiar a la Ansés.

Recordemos que hace una década Hermes Binner, en aquel momento al frente del gobierno, y acompañado por toda la dirigencia de Santa Fe, reclamó por primera vez lo que le correspondía a los 3.500.000 habitantes santafesinos. Por citar sólo dos nombres, digamos que tanto el fallecido Jorge Obeid como Carlos Alberto Reutemann marcharon junto a Binner.

Hoy el que reclama es Lifschitz, luego del fallo que ya tiene tres años de vida.

De manera incansable, las actuales autoridades provinciales han solicitado lo que nos corresponde. Hubo todo tipo de negociaciones, de las que participaron el primer ministro de Economía del presidente Mauricio Macri, Alfonso Prat Gay y luego Rogelio Frigerio y Nicolás Dujovne.

Es obvio que Macri está al tanto de todo, pero la solución no aparece. Esa es la razón por la cual Lifschitz se vio impelido para recurrir nuevamente ante la Corte, esta vez para que se diga cómo y cuándo el gobierno nacional pagará.

Los cálculos oscilan entre 70 y 100 mil millones de pesos, los que deberán ingresar de una u otra forma a las arcas provinciales.

Nadie ignora la situación económica por la que atraviesa el país. Catorce millones de pobres han resultado el último cachetazo que nos ha pegado la realidad plasmada en estadísticas, pero para Santa Fe las urgencias también existen y no pide otra cosa que lo que le pertenece.

Hace un año, Rogelio Frigerio insinuó que la solución estaba cerca, pero luego el ofrecimiento que se le hizo a la provincia resultó raquítico de acuerdo a las expectativas del gobernador y su equipo, languideciendo toda posibilidad de acuerdo.

Sin dudas habrá que aguardar la resolución de la Corte, compuesta, entre otros, por dos coprovincianos como lo son Horacio Rossatti y Ricardo Lorenzetti.

A San Luis ya le fallaron favorablemente, lo que hace pensar que sólo es cuestión de tiempo, algo que probablemente esté influyendo en la decisión de la Corte si consideramos que estamos a 30 días de las Paso, con poco clima político pero a corta distancia de un acontecimiento trascendente para lo que luego ocurrirá en junio.

Estamos convencidos de que, como ocurrió en 2009, nuevamente los dirigentes políticos y todos los referentes provinciales, trabajadores, empresarios, los distintos credos religiosos y organizaciones sociales, deberían pronunciarse respecto a un motivo de tamaña envergadura, trascendental para el futuro.

Sólo basta con pensar cuántas obras se podrán realizar de confirmarse las cifras que hemos señalado. Todos tienen la obligación de expresarse, ahora convirtiendo el reclamo en una sola voz; la de los santafesinos.

Sólo falta la determinación de la Corte y la decisión del gobierno nacional que luego de tres años y meses ha mostrado cierta pereza para cumplir con los laboriosos habitantes de este suelo santafesino.

La plata no será para el gobierno actual, beneficiará particularmente a nuestros hijos y nietos.

Propietario: © Editorial Diario La Capital S.A. Inscripta en la Sección Estatutos del Registro Público de Comercio de Rosario al T° 80 F° 3602 N° 197 en fecha 19 de mayo de 1999. Dirección Nacional del Derecho de Autor (Registro de propiedad intelectual Nº 5354294). Prohibida toda reproducción total o parcial del contenido de este diario. Dirección, redacción, comercial, circulación y administración: Sarmiento 763, Rosario, CP 2000, provincia de Santa Fe.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});