mujer

Para beber

Domingo 13 de Enero de 2008

Origen de los vinos

Cada vez más a la hora de elegir un vino se tiene en cuenta el lugar de origen. Y también cada vez más, los bebedores prestan atención a las particularidades que las distintas regiones hacen surgir en la copa. Hay quienes siempre piden que el torrontés sea salteño, quienes se inclinan por el pinot noir del sur, y quienes se desviven por el syrah sanjuanino. Eso más allá de que exista una legislación que determina zonas acotadas con características específicas, como ocurre con las leyes europeas, me refiero a la Denominación de Origen Controlada (DOC), que ya lleva unos años sancionada en nuestro país.

  Como siempre hay fervorosos seguidores y empecinados detractores.

Qué dice la ley

Como para muchas degustadoras no está demasiado claro el tema, veamos qué dice la ley en nuestro país. "Se entiende por Denominación de Origen Controlada (DOC), el nombre que identifica un producto originario de una región, de una localidad o de un área de producción delimitada del territorio nacional, cuyas cualidades o características particulares se deben exclusiva o esencialmente al medio geográfico, abarcando los factores naturales y los factores humanos..."Y se entiende por producto originario "al producto obtenido de uvas provenientes de cepas Vitis Vinífera L, totamente producidas en el área determinada, elaborado y embotellado en la misma, lo que debe ser expresamente certificado por la Autoridad de Aplicación".

  A su vez se define área de producción a "la constituida por un terruño o conjunto de terruños, situados en el interior de un área geográfica, que por la naturaleza de sus suelos y su situación ambiental son reconocidos aptos para la producción de vinos de alta calidad". Y área geográfica remite específicamente a "la definida por límites globales a partir de límites administrativos o históricos".

  También estipula que "el empleo de una Denominación de Origen Controlada queda reservado exclusivamente para los vinos de variedades selectas o bebidas espirituosas de origen vínico, de calidad superior, producidos en una región cualitativamente diferenciada y determinada del territorio nacional, cuya materia prima y elaboración, crianza y embotellado se realizan en la misma área delimitada". Y que "los vinos de variedades selectas o bebidas espirituosas de origen vínico, de calidad superior, que se desarrollan por la influencia del medio natural y del trabajo del hombre, caracteres cualitativos particulares que les confiere una personalidad distintiva al resto de los producidos, aun en condiciones ecológicas similares podrán optar por llevar una Denominación de Origen Controlada", siempre y cuando satisfagan las condiciones anteriormente expuestas.

Satisfacer las demandas

Obviamente, la incorporación es voluntaria, y no todos los que tienen sus viñedos y bodegas en una región con DOC, como son Lujan de Cuyo y San Rafael, están de acuerdo con adscribir a ella porque alegan que no desean copiar modelos que opinan que están caducos, como es el caso de Europa, y que se inclinan por encontrar una personalidad que resuma nuestra cultura.

Es decir vinos que sean una expresión de modernidad y que, a la vez, satisfagan las demandas de nuestro particular mercado. Hay más sobre el tema, pero la seguimos la próxima.

 

gagvinos@hotmail. com

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario