PANDEMIA

Venado Tuerto: una docente pide volver a las clases presenciales y se declaró "en rebeldía"

Pese a los consejos de especialistas en cuanto a que hay que suspender la presencialidad, ella pide la vuelta al aula

Sábado 05 de Junio de 2021

Una docente venadense se declaró en rebeldía tras sostener que el no dictado de clases presenciales “fomenta el facilismo y la promoción automática”. Miriam Crosetto es la docente en cuestión, quien desafiando la decisión del Ministerio de Educación de la provincia y de su gremio Amsafe, quienes están de acuerdo con las clases virtuales en lugar de la presencialidad de los estudiantes, pide el regreso de los alumnos a las aulas de manera presencial a pesar de la grave crisis sanitaria que atraviesan los efectores públicos y privados de la región como consecuencia de la escalada de contagios de coronavirus.

En su cuenta de Facebook, la docente Crosetto dijo: “Me declaro en rebeldía. Yo docente no tengo que ser cómplice de un sistema que sólo fomenta el facilismo y la promoción automática. No puedo adherir a lo que el Ministerio me pide; aprobar por aprobar”.

En Venado Tuerto al igual que en el resto de las localidades de la provincia, la situación sanitaria es preocupante por la cantidad de contagios superiores a los del año pasado; en plena pandemia por Covid. Pese a que muchos especialistas sostienen que la no presencialidad de alumnos a clases bajaría el nivel de contagios, la docente sostiene que no está dispuesta a volver a las clases virtuales.

Embed

La mujer sostuvo en la red social que “acreditar, o sea dar crédito, de los saberes de mis alumnos cuando ni siquiera sé si los trabajos entregados por classroom fueron resueltos por ellos mismos y ni hablar de los que no entregaron nada. Más de uno me manifestó no entender nada. Yo docente, tampoco puedo hacerme cargo del gran problema que el Ministerio no logró solucionar, la conectividad”.

Agregó que “pago de mi bolsillo el servicio de Internet, caro y de muy mala calidad; compré dispositivos (la computadora en 72 cuotas), aprendí mucho sobre tecnología y me maravillé con todo lo que se pude hacer con plantillas, programas, aplicaciones, classroom, narrativa de transmedia, grupos de WhatsApp, documentos compartidos, herramientas de gmail, padlet, hasta me filmé dando una clase”.

image.png
El mensaje de Amsafe General López es claro. Se oponen por el momento al dictado de clases presenciales por la grave crisis sanitaria que afecta a la provincia de Santa Fe.

El mensaje de Amsafe General López es claro. Se oponen por el momento al dictado de clases presenciales por la grave crisis sanitaria que afecta a la provincia de Santa Fe.

Ir a trabajar

La docente, quien dicta clases de Lengua y Literatura en establecimientos educativos de Venado Tuerto, explicó: “Hice todo lo que estuvo a mi alcance para hacerle frente a una nueva forma de enseñar. Todo este esfuerzo cayó en saco roto, los alumnos no se conectaban, por diferentes razones. Sin embargo tuve que soportar leer en redes sociales que los docentes estábamos calentitos en nuestras casas, cobrando el sueldo y sin trabajar. Duele, molesta y desanima. Son decisiones ministeriales y políticas las que me impiden ir a mi lugar de trabajo, no soy yo. Que quede claro”.

“Hoy es viernes y aún no sé, (pero me imagino), si el lunes voy a dar clases presenciales o virtuales. O sea que el gobierno improvisa. Yo docente, planifico, organizo, analizo. Que quede claro. ¿Será que a este gobierno le conviene tener una juventud ignorante y que improvise día a día? Una juventud que no sepa ni siquiera defender un derecho tan importante como su educación, su futuro, su proyección, una juventud que gasta sus energías en fiestas clandestinas porque no entendió que se tiene que cuidar”.

Agregó que “en la escuela los cuidamos, les decimos cómo cuidarse, remarcamos el uso del barbijo, el aseo personal, el uso del alcohol, el distanciamiento. Se reniega y mucho pero es parte de la enseñanza infundir valores, incorporar hábitos. Es su futuro el que está en riesgo y con ellos nuestro país”.

Y afirmó: “Quedó totalmente demostrado que la virtualidad es para unos pocos y el derecho a la educación es para todos. Se habla de una escuela inclusiva y el mismo sistema los excluye. Los que no tienen Internet no pueden conectarse y por más cuadernillo mal hecho que mande el Ministerio, sin guía, los chicos no resuelven. Quiero volver al aula y hacer mi trabajo, enseñar. Gracias”, culminó su mensaje en Facebook.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario