LA REGIÓN

Venado Tuerto busca reactivar el uso del "Buzón de la Vida"

La nueva administración hizo dos aperturas, pero quiere utilizarlo como herramienta permanente de denuncia anónima de delitos federales.

Martes 03 de Noviembre de 2020

Luego del cambio de autoridades, en diciembre pasado, el municipio de Venado Tuerto busca recuperar el Buzón de la Vida como herramienta de recepción de denuncias vinculadas a delitos federales. En junio se hizo una primera apertura, y este lunes, una segunda, en la que se recogieron seis sobres que fueron derivados al Ministerio Público Fiscal (federal). Silvia Rocha, secretaria de Control Urbano y Convivencia, señaló a La Capital que “con la pandemia, la circulación de personas es menor, algunos de los puntos de recepción, como la misma Municipalidad, han estado cerrados, pero creemos fundamental volver a usar este sistema”.

El gobierno de Venado Tuerto efectuó este lunes un nuevo acto de apertura de los buzones de la Vida, de los cuales se recolectaron seis sobres con potenciales denuncias sobre delitos federales.

Tras ser enumeradas, estas denuncias fueron ingresadas en sobre cerrado y lacrado a Fiscalía Federal, donde se harán las evaluaciones correspondientes.

“Esta herramienta de seguridad comunitaria permite a los vecinos canalizar denuncias sobre delitos federales, en particular venta de drogas y trata de personas”, afirman desde el municipio.

En Venado Tuerto, los buzones de la Vida están ubicados en el hall de entrada del Palacio Municipal (San Martín 899), Asistencia Pública Municipal (Brown 478), el Centro de Integración Comunitaria - CIC (Falucho y Vuelta de Obligado) y en los centros comunitarios de los barrios Ciudad Nueva (Amincton 585), Rivadavia (26 de Abril 835) y Malvinas Argentinas (Valdez 555).

Los buzones son urnas cerradas con tres candados, que están en poder, respectivamente, del Obispado de Venado Tuerto, el Círculo Vecinalista y las autoridades locales. Representantes de los tres sectores estuvieron para abrir los buzones, de los que se extrajeron las seis denuncias.

Rocha consideró necesario aceitar el mecanismo, informar mejor sobre cuál es el objetivo, qué tipos de delitos de deben denunciar y, si es necesario, cambiar de lugar los buzones o incluso agregar más. “Cuando hicimos la primera apertura de nuestra gestión, en junio, Fiscalía nos hizo una devolución, informándonos que muchas de las denuncias eran en realidad reclamos al municipio. La gente necesita expresarse y busca cualquier canal. Esta es una herramienta que heredamos de la gestión anterior, pero que consideramos sumamente útil para el combate del delito”, afirmó la funcionaria.

El Buzón de la Vida fue creado en el año 2004, con el objeto de ser un receptor de denuncias anónimas sobre los temas de drogadicción (ley N° 23.737) y trata de personas (ley N° 26.364).

Desde su implementación, y en los primeros años se instalaron en Chabás, Cañada de Gómez, Pérez, Granadero Baigorria, San Lorenzo, Rosario, Funes y Venado Tuerto, con la expectativa de que se extendieran a toda la provincia. Organismos como la Defensoría del Pueblo traccionaron especialmente para que el sistema se pusiera en vigencia, a partir de pedidos que se hicieron ante la Justicia en distintas localidades.

1.jpg

El llamado “Buzón de denuncias delictuales” fue creado en Venado Tuerto en 2005 por ordenanza 3.268. En sus considerandos, la norma afirma que “las acciones que viene proponiendo e implementando la Junta de Seguridad Urbana a través de sus tres comisiones” resultaban “positivas pero insuficientes”, y que era necesario “recrear nuevas herramientas y espacios de participación desde el barrio, desde las instituciones o desde la simple condición de vecino y ciudadano para prevenir el delito y la violencia en nuestra ciudad”.

La iniciativa se vio reforzada por el hecho de que “los gobiernos locales son los más cercanos al pueblo, y por lo tanto están en mejor condición para movilizar las comunidades y revestirlas del poder que les permita atacar las raíces que fermentan el delito”.

La Junta de Seguridad Urbana se convirtió así en el “ámbito adecuado para la apertura de todos los buzones”. Se determinó que se labrara un acta al momento de la apertura de las urnas, con el registro de las denuncias efectuadas determinando el sector de la ciudad de donde provinieran, y se elevase copia a las autoridades pertinentes.

Un sistema similar fue normatizado, en el ámbito de todo el territorio santafesino, por la ley 13.297 de “emergencia en materia de seguridad pública”, aprobada y promulgada en 2012, aunque para los delitos y las faltas de competencia de la Justicia provincial.

“En realidad, el sistema se ha utilizado en varias localidades, y se venía implementando en Venado desde la administración municipal anterior. Cuando empezamos la gestión, nos agarró la pandemia. El sistema es para denunciar delitos federales, aunque muchas denuncias tienen que ver con reclamos a la Municipalidad. Ahora la idea es continuar con esto, correr los lugares donde están ubicados los buzones o sumar más, reactivarlo como modo de denuncia. La idea es poner un día fijo en el mes para abrirlo, porque creemos que le da a la Justicia una buena herramienta para investigar”, remató Rocha.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS