La Región

Unas 50 mil personas asistieron a la vigésima Fiesta de Disfraces en Paraná

Visitantes de distintas partes del país llegaron para participar del encuentro temático. Por su convocatoria, es el mayor de Latinoamérica.

Martes 16 de Octubre de 2018

Hasta cerca de las 7 del domingo se prolongó la 20ª Fiesta de Disfraces que se realizó en el Acceso Norte de la ciudad de Paraná. En esta edición del cada vez más popular festejo hubo unas 50 mil personas, que llegaron desde distintos puntos del país. Ayer la mayoría inició el regreso. Tanto desde la organización como desde la policía dieron a conocer las primeras evaluaciones y digieron que en comparación con la gran cantidad de asistentes sólo hubo ocho heridos y algunos detenidos por robos y hurto.

A las 2 del lunes en el escenario principal fue la espectacular apertura del playground que tuvo una gran puesta y estuvo basada en un espectáculo audiovisual de un excepcional despliegue. "Liberado, el niño juega, se divierte, se hace astronauta o superhéroe y salva el planeta de la destrucción total. Hay piratas, soldados, duendes, hadas y hasta unicornios. En esta tierra de fantasía, de imaginación, de sueños, elegimos ser niños y elegimos volver a jugar como ellos", dijeron los organizadores.

Como en las ediciones anteriores, la fiesta se realizó sobre una superficie superior a las 10 hectáreas donde hubo un complejo mutiespacio con grandes carpas temáticas, acondicionadas con piso y equipadas con tecnología de última generación en lo que respecta a sonido, video e iluminación. El Main Stage fue, una vez más, el corazón del encuentro temático, considerado el más importante en su tipo en Latinoamérica

Cabe recordar que la Fiesta de Disfraces nació en 1999 como un pequeño encuentro de un grupo de amigos y, a lo largo de los años, ha logrado consolidarse como el hecho temático más importante de toda la región, una verdadera marca registrada en el calendario turístico nacional, que fue declarada de interés cultural y turístico por la provincia de Entre Ríos y por la Municipalidad de Paraná.

El público en la fiesta estuvo compuesto fundamentalmente por personas de entre 18 y 30 años. Y la variedad de disfraces fue muy ingeniosa desde personajes de películas o máscaras de la serie la Casa de Papel, pasando por monstruos, diablitas, curas, presos, monjas, superhéroes, doncellas y piratas. Todo fueron protagonistas de una noche que permitió disfrutar de las más variadas experiencias. Se pudo disfrutar como todos los años el ver e interactuar con miles de disfrazados y, además, observar el esfuerzo y espíritu creativo en cada personaje elegido. También hubo shows y espacios lúdicos. Entre los grupos musicales, lo más esperado fue la presentación de Kapanga, también estuvieron El Pepo, Mala Fama, Ariel El Traidor, Pibes Chorros y Hernán y la Champions Liga.

En cuanto a la procedencia de turistas, se vio el gran flujo que ingresó desde el sur por Zárate-Brazo Largo, siendo Buenos Aires el primer destino emisor que llegó a los tres corredores entrerrianos. Asimismo por medio de túnel subfluvial se contabilizaron miles de visitantes procedentes desde Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe, Rosario, Salta, Santiago del Estero, Misiones, Cuyo y otras provincias del norte, entre otros. Ello también se notó en el puente Rosario-Victoria. Además por el este entrerriano, los puentes internacionales que unen la provincia con Uruguay registraron un gran movimiento, de turistas del vecino país que aprovechan los atractivos ofrecidos e impulsados por el cambio monetario favorable.

Las terminales de ómnibus de Paraná y Gualeguaychú registraron también un gran movimiento de viajeros. Los grupos familiares aprovecharon el fin de semana largo para visitar Entre Ríos, y se vio el aumento de grupos de amigos principalmente jóvenes atraídos por la Fiesta de Disfraces.

En el corredor del Uruguay, la Fiesta Nacional de la Colonización en San José y el Festival de Carrozas Estudiantiles en Gualeguaychú, fueron algunas de las actividades que atrajeron a los visitantes, pero por sus características, dimensión, convocatoria y trayectoria, la Fiesta de Disfraces es la más grande de Latinoamérica.

Una de las caras visibles de este encuentro nacional, Julián Abramor, referente del grupo que desde hace 20 años organiza la Fiesta, consideró a diario UNO que es prematuro hacer un balance, pero adelantó que "todo salió muy bien, hubo muchísima gente y esa es la principal satisfacción. El tiempo nos acompañó, la gente se divirtió y la pasó muy bien".

Ocho heridos y varios robos

Por su parte el jefe departamental de Policía de Paraná, comisario Marcos Antoniow, consideró como satisfactorio el trabajo de la organización y de la fuerza de seguridad. "Hubo un gran trabajo de nuestro personal que desde el domingo a la tarde y hasta el lunes a la mañana cumplió la tarea de dar de la mejor manera la seguridad", dijo a UNO, y acotó: "Hubo varios detenidos por robos y hurtos, como también traslados al hospital San Martín con gente afectada por la ingesta de alcohol y un apuñalado. Tenemos entendido que el predio estuvo lleno y no hubo que lamentar episodios graves, sí se conoció la existencia de algunas peleas entre grupos que no pasaron a mayores".

Según personal de Hospital San Martín hicieron ingreso ocho personas heridas. Entre ellos una joven con una fractura, y varios por problemas de ingesta de alcohol. El más grave es un joven herido de arma blanca en el área del escenario. El hombre, de 27 años, de Villa Libertador San Martín, sufrió una herida corto punzante en la zona abdominal baja, por lo que fue asistido en la guardia. Se aclaró que la lesión no ponía en riesgo su vida.

Todo el ingenio, el color y las ganas de divertirse. Un encuentro multitudinario que crece año a año.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario