La Región

Trabajadores de Iarsa cobraron parte de lo adeudado y hay tregua

Cobraron una parte de la deuda salarial que reclaman y resolvieron retomar sus actividades el próximo miércoles.

Sábado 29 de Diciembre de 2018

Los trabajadores de Industrias Agrícolas Rosario SA (Iarsa) cobraron una parte de la deuda salarial que reclaman y resolvieron retomar sus actividades el próximo miércoles, aunque la situación de fondo aun no fue resuelta.

La tregua fue fruto de una audiencia celebrada ayer en la delegación casildense del Ministerio de Trabajo al posibilitar un acercamiento entre las partes, aunque sin poder disipar la preocupación e incertidumbre de los obreros que, tal como ya lo advirtieron, volverán a parar si la empresa no cumple con la entrega de otra suma de dinero que prometió pagar el último día laborable de la semana que viene.

De las acreencias laborales la firma pagó ayer 5 mil pesos a cada empleado para cancelar la segunda quincena de noviembre y un porcentaje de la primera de diciembre, y asumió el compromiso de abonarles el viernes venidero otros 7.500 pesos a cuenta del monto que aún les adeuda.

Ello será clave para descomprimir la situación, ya que de lo contrario no los trabajadores endurecerán la medida de fuerza con una movilización de protesta frente la sede casildense del organismno laboral que, precisamente, el viernes al mediodía será escenario de un nuevo encuentro.

La patronal se comprometió además a entregar desde el 11 de enero un monto fijo semanal de 5 mil pesos por trabajador hasta completar lo adeudado, algo que de concretarse aquietaría los ánimos.

La misma situación, como ya dio cuenta La Capital en varias oportunidades, viven operarios de otros establecimientos metalúrgicos de Casilda y la zona ante la crítica coyuntura por la que atraviesa la industria metalúrgica.

"Estamos pasando una odisea porque no podemos cobrar lo que corresponde; en los últimos 60 días sólo recibimos 20 mil pesos de lo que nos deben", indicó un delegado gremial al culminar la audiencia de ayer. Y dijo que "lo que recibimos no fue más que un paliativo que aceptamos para ir a casa y poder tirar unos días. Ahora esperamos que la empresa cumpla y entregue el viernes de la semana que viene la suma pactada porque de los contrario vamos a movilizarnos".

En la misma dirección el secretario general del UOM Casilda, Juan Storlini, comentó que los trabajadores tenían programado marchar ayer pero "en un gesto de buena voluntad pospusieron la medida para recibir algo de dinero y no tener que pasar las fiestas sin un peso". Y ratificó que si la empresa inclumple lo acordado se endurecerán las medidas.

La problemática de Iarsa forma parte del crítico panorama que muestra la agroindustria en el sur santafesino, lo que se convirtió en una de las causa principales por las cuales la Intersindical Casilda se declaró en estado de alerta.

Y en ese contexto se realizó próximamente en esta ciudad cabecera del departamento Caseros un encuentro que nucleará a representantes de los sectores gremial, político, empresarial, comercial y agrario a fin de analizar la situación y definir acciones conjuntas en la búsqueda de medidas tendientes a revertir el difícil momento por el que transita el entramado productivo local y regional poniendo en riesgo la continuidad de empresas y centenares de puestos de trabajo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});