La Región

Se agrava el conflicto de Vassalli y los trabajadores endurecen la protesta

En asambleas decidieron continuar con la huelga y agregar cortes de ruta el próximo martes. Se plegarán otras 11 empresas en conflicto

Sábado 24 de Marzo de 2018

Los trabajadores de las empresas metalúrgicas Vassalli Fabril y Rega, de Firmat, continúan con el paro de actividades que llevan adelante en demanda del pago de haberes atrasados y, de no surgir soluciones, prevén endurecer las medidas de fuerza con un corte sobre las rutas provincial 93 y nacional 33 fijado para el martes próximo. Así lo decidieron a través de sendas asambleas laborales desarrolladas en un clima de malestar e impotencia al no encontrar respuestas a su ya acalorado reclamo.

Los obreros de la firma Rega, dedicada a la fabricación de ejes y bulones, ayer sólo recibieron como parte de pago 1.500 pesos cada uno cuya suma consideraron insuficiente para levantar la protesta. Lo mismo sucedió en la emblemática fábrica de cosechadoras Vassalli donde los operarios rechazaron una nueva oferta que hizo la empresa para intentar destrabar el conflicto.

La propuesta que, entre otros puntos, consistía en la entrega a partir de la semana que viene de ocho mil pesos por empleado en dos cuotas iguales de cuatro mil cada una para el lunes y miércoles, no convenció a los huelguistas que pidieron, sin éxito, una suma de 15 mil pesos para retomar las tareas. "Ante los atrasos salariales evidentes y la falta de respeto de las patronales los trabajadores resolvieron este plan de lucha por unanimidad", explicó ayer el abogado de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) de Rosario, Pablo Cerra.

En esa línea destacó que "los trabajadores, en un acto más de colaboración, ni siquiera ahora les están exigiendo que cumplan con el total de lo adeudado para retomar las actividades, pero evidentemente no hay predisposición de las empresas para resolver el conflicto".

Sostuvo que "la propuesta de Vassalli, que mantiene una deuda que en algunos casos se remonta a 70 mil pesos, nos parece un burla", apuntó Cerra para luego insistir en la predisposición de los trabajadores que "están dispuesto a cobrar menos del total adeudado para volver a trabajar" aunque lo que solicitan excede lo ofrecido.

Similar consideración manifestó sobre el gesto de los operarios de Rega al visibilizar que "si la empresa le pagara tan solo cinco mil pesos a cada uno estarían retomando las actividades pese a que la deuda es sideral". En esa línea admitió que lo avergüenza que "las patronales ni siquiera lleguen a (satisfacer lo poco) que le están pidiendo".

Por su parte, el secretario general de la delegación local de la UOM, Diego Romero, además de confirmar el corte de ruta previsto para la semana próxima y del que también participarán metalúrgicos de otros empresas locales en problemas, adelantó que, de no haber respuestas, "los trabajadores de Vassalli asumieron la postura de tomar la planta fabril al día siguiente" de la planificada manifestación.

El dirigente también manifestó la voluntad de ponerse en contacto con funcionarios políticos de distintos niveles a fin de "trasmitir la crítica situación y ver las posibilidades de encontrar una salida para evitar las medidas drásticas" que consensuaron los trabajadores.

Romero contó que el gremio "si bien evaluó como insuficientes las propuestas realizados las puso a consideración de los compañeros que la terminaron rechazando en las asambleas". Al ser consultado sobre si está en riego la paz social de Firmat ante el delicado panorama respondió que "sí, pero no por culpa de los trabajador que siempre apostamos al diálogo para que las empresas continúen en pie y garanticen trabajo sino por los empresarios que no cumplen con sus obligaciones".

Aseguró que "no queremos llegar a este tipo de acciones de fuerza (como las anunciadas), pero no nos queda otra alternativa porque se están burlando de los trabajadores".

Cerra rescató la importancia de que el sector político intervenga en el conflicto y, aunque el gremio no fue convocado, celebró la reunión que se desarrolló ayer en la sede rosarina del Ministerio de la Producción provincial para tratar el tema y definir acciones conjuntas.

Del encuentro participaron el intendente de Firmat, Leonel Maximino, los legisladores nacionales, Sergio Nuñez y María de los Angeles Sacnun; los ministros provinciales de Producción, Alicia Ciciliani; de Trabajo, Julio Genesini; de Desarrollo Social, Jorge Alvarez; los legisladores provinciales, Gabriel Real, Oscar Pieroni y Lisandro Enrico; el secretario de Regiones, Municipios y Comunas, Carlos Torres y concejales.

"Fue una reunión para articular soluciones conjuntas para enfrentar esta crisis financiera, económica y productiva por la que atraviesa Vassalli y que genera consecuencias que afectan socialmente", explicó ayer a este diario un portavoz de la cartera de Producción.

Ciciliani resaltó la actividad y apuntó la importancia de atender las necesidades inmediatas de los trabajadores para garantizar "su sustento diario".

"No damos más. Por la grave situación por la que atravesamos muchos no pueden pagar sus alquileres ni hacer frente al pago de servicios y otras obligaciones", apuntaron ayer delegados gremiales momentos antes de arrancar la rueda de asambleas que culminó con el consenso unánime de "seguir la lucha hasta que haya soluciones".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario