La Región

Robaron dos burritos mascota de la planta de Cachamai en Villa G. Gálvez

Dos ladrones rompieron el alambrado y los arrearon. Uno de ellos fue rescatado en la zona de Puente Gallegos. Se teme por la vida del otro.

Miércoles 05 de Diciembre de 2018

Los operarios de la fábrica de té y yerba mate Cachamai, ubicada en Villa Gobernador Gálvez, se llevaron una triste sorpresa cuando el lunes bien temprano se presentaron a cumplir con sus tareas habituales: se habían robado a Juanchi y Alberto, los dos burritos que vivían en el predio y que eran un emblema de la tradicional industria. Afortunadamente, ya pudo ser recuperado Alberto que apareció ayer al mediodía en la zona de Puente Gallegos y con heridas en sus patas, mientras que Juanchi continúa siendo buscado.

Rodrigo Altamirano, empleado de la empresa, señaló que el robo fue descubierto el lunes por la mañana "cuando todos los operarios entraban a trabajar. Ahí nos enteramos que se habían robado a los dos burros", e indicó que la fábrica cuenta con un sistema de video- cámaras que pueden registrar los movimientos dentro del predio fabril, pero que "no apuntan hacia el sector donde está el corral" adonde estaban los animalitos.

"Quién iba a pensar que alguien se llevaría los burritos. Por eso no había cámaras apuntando para ese lugar", consignó el operario, y de inmediato aclaró: "Yo hace 19 años que trabajo aquí y uno de los animales ya estaba. El otro nació y se crió acá, habrá tenido unos 12 años".

Desde su robo, el caso de los burritos de Cachamai tomó trascendencia nacional y se multiplicaron los pedidos para que puedan retornar a su hogar. "Sólo queremos que los devuelvan, acá estaban bien, eran atendidos por veterinarios, comían y eran la compañía a la hora del almuerzo", comentó el trabajador en relación a que muchos de sus compañeros se acercaban hasta donde estaban las mascotas durante su tiempo de descanso.

En declaraciones a radio La Ocho, Altamirano admitió sentirse sorprendido por el robo: "Que en un acto de vandalismo se roben un reflector, la rueda de un auto, puede pasar. Pero que te roben dos burros es una sorpresa total", dijo.

En ese sentido, añadió: "No sabemos qué quisieron hacer. Los burros no sirven para tirar de carros, tampoco para pisadero de ladrillos. No sabemos cuál sería la finalidad. Es una lástima. Eran una imagen emblemática de la fábrica. Todo el mundo identificaba a Cachamai con los burritos", añadió.

No obstante, otra cámara de seguridad de la zona captó cómo dos delincuentes rompieron el alambrado perimetral de la fábrica y se llevaron al trote a los burritos. En el registro se puede ver cómo primero llegan dos personas en un carro para luego volver a pie, cortar el alambrado y, tras correrlos, llevárselos al trote.

Pero al mediodía de ayer, uno de los burritos —Alberto— fue hallado vagando en la zona de Puente Gallegos, en el límite entre Rosario y Villa Gobernador Gálvez, a varios kilómetros de Cachamai, y presentaba heridas en las patas y señales de cansancio.

Al lugar concurrió personal de Control Urbano para implementar el operativo de traslado del animal hasta el corral donde vive, en el predio fabril de Cachamai.

Alberto estaba sobre la ruta provincial 18 y un vecino del lugar lo llevó acarreándolo hacia su vivienda, intentó darle de comer sin éxito ya que el burro estaba inapetente y con signos de haber sido golpeado. "No quería caminar, lo tuve que casi arrastrar unas seis cuadras de la ruta hasta mi casa y no podía cargarlo en la chata porque venía con el nene", explicó el vecino.

Otras personas que viven por la zona señalaron que vieron al otro burro, por lo que la policía en estos momentos lo busca por el barrio Puente Gallegos, donde apareció Alberto.

Al lugar llegaron trabajadores de Cachamai, la firma dedicada a la producción de té y yerba mate. Uno de ellos dijo: "Son mascotas para nosotros, están domesticados, hace más de 20 años que viven en el predio. Se lo reconoce por el color de su pelaje, por el rostro, porque cuando uno lo toca, él muestra tranquilidad".

El burro que apareció tenía las patas traseras lastimadas, por lo que se cree que fueron robados con fines de tareas de carga y al ver que estos animales además de viejos no están acostumbrados a dichas tareas, los abandonaron en la zona sur.

Mientras tanto permanece desaparecido el otro burrito que fue robado durante el fin de semana. Se trata de Juanchi, cuyo paradero era un misterio y se teme por su vida.

Cachamai es una empresa con casi 50 años de trayectoria dedicada a la elaboración de, además de té, yerba mate y otros productos naturales. Se trata de una de las firmas más importantes en ese ramo que exporta sus productos a países de América, Europa y Asia. Un burrito es su histórico emblema comercial, pero además había dos animalitos reales que Cachamai tenía en su predio desde hace años como mascotas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});