la_region

Quedará preso por 55 días el presunto asesino de Chabás

El joven fue imputado por el delito de homicidio en ocasión de robo. Fue por la muerte de una anciana el 20 de agosto pasado. Lo detuvieron este lunes

Viernes 17 de Noviembre de 2017

El joven detenido por la violenta muerte de Celestina Apolinari, la mujer de 71 años cuyo cuerpo apareció en el dormitorio de su casa de Chabás el 20 de agosto pasado, fue imputado por el delito de homicidio en ocasión de robo y continuará preso, luego de que ayer se le dictara la prisión preventiva.

Así lo dispuso la jueza de la investigación penal preparatoria Mariel Minetti, ante el planteo de la fiscal que investiga el caso, Marianela Luna, aunque fijó por 55 días el encarcelamiento, pese a que la representante del MPA había pedido que fuera sin plazo.

La magistrada fundamentó su resolución al considerar que "hay elementos de convicción" para sospechar que el incriminado es el "probable autor" del delito achacado. Y tuvo en cuenta el "peligro procesal y de fuga" que implicaría otorgarle la libertad, como pretendía la defensora pública Evangelina Bonacalza. La jueza sumó como argumento que el delito atribuido al imputado prevé un a pena alta, lo que aumenta el riesgo de que el acusado intente evadir a la justicia para evitar la condena.

La mecánica del crimen

Según lo ventilado en la audiencia, Javier V. habría ingresado a la casa de su víctima, a quien ya conocía, entre el 9 y el 17 de agosto, y tras empujarla, arrastrarla y golpearla, le sustrajo dinero y un celular para luego fugarse por la parte trasera de la vivienda. Al poco tiempo, los pesquisas hallaron el aparato móvil de la mujer en Casilda, luego de que fuera cambiando de manos. Esto facilitó el avance de la investigación, a la que se sumaron testimonios que resultaron claves para comprometer al acusado.

Entre ellos, un joven dijo haber visto ingresar a Javier V. a la casa de Rivadavia al 1900, donde vivía la víctima, y que escuchó de su boca que le comentaba a otro muchacho que "le robó a la vieja". A esto, la fiscal sumó otros testimonios que dieron cuenta de que el presunto asesino y la víctima ya se conocían. Incluso, el joven le fue a alquilar una vivienda a la mujer, transacción que finalmente no se concretó. Y Celestina ya se venía quejando de que el acusado la estaba molestando, al punto tal que se lo comentó al comisario del pueblo, aunque nunca realizó la denuncia formal.

La fiscal se valió además de informes forenses, uno de los cuales habla del perfil criminal del imputado, y el resultado de la autopsia, que si bien no pudo establecer una causa determinada de la muerte, constató que la víctima tenía un golpe en la cabeza, que podría haber sido provocado por un elemento contundente.

La audiencia se acompañó con la proyección de fotos de la mujer muerta, que mostraban gran cantidad de hematomas y moretones en el rostro.

En la escena del crimen había un gran desorden, además de haberse verificado manchas de sangre en el suelo, donde también había un mechón de pelo, presuntamente de la víctima. Ahora harán un estudio de ADN para determinar si la sangre pertenece al acusado. Con todos estos indicios, la fiscal consideró que hubo ejercicio de la violencia en el lugar del hecho.

Aunque se abstuvo de declarar, el imputado defendió su inocencia al manifestar que la víctima "podría haber sido mi madre", para luego asegurar que "yo no cometí ese hecho", y criticar a los testigos "que salieron en mi contra porque tienen problemas conmigo y me quieren hundir". Y ya al cierre de la audiencia, volvió a la carga contra ellos al sostener que (en Chabás) "todos saben qué clase de personas son: unos terroristas con los que yo he tenido muchos problemas".

La defensora pública refutó el planteo de la fiscal para intentar desvincular al sospechoso, al sostener que "no hay elementos suficientes para probar el delito achacado". Pero no logró que la jueza dispusiera una medida menos gravosa.

Javier V. fue detenido el lunes en la vivienda de su madre, en María Teresa, pese a que tenía que cumplir prisión domiciliaria en Chabás por una causa por violencia de género.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario