La Región

Macri pidió a los industriales "poner el hombro" y paguen el bono

El pedido del presidente encuentra resistencia empresarial. Advierten la dificultad del sector para abonar una suma que rondaría los 5.000 pesos.

Jueves 12 de Septiembre de 2019

El presidente Mauricio Macri dijo ayer que confía en que "los industriales van a poner el hombro como lo están poniendo los argentinos" al ser consultado sobre los reparos que puso la industria para pagar el bono que propone el gobierno para los trabajadores privados. El monto de la cifra, si bien aún no fue acordada, rondaría los 5.000 pesos, similar al que recibirán los estatales. Los empresarios, sin embargo, advierten que muchas pymes tendrán dificultad para afrontarlo. El tema también fue abordado informalmente ayer en una reunión que mantuvo el jefe del Estado con empresarios en la ciudad de Pérez .

Las afirmaciones de Macri fueron hechas luego del acto de la inauguración de un tramo de los más de 800 kilómetros de vías renovadas de la línea Belgrano Cargas, en la localidad santafecina de Oliveros. El presidente también visitó las obras del nuevo acceso ferroviario a los puertos de Timbúes (ver página 15).

Después de la recorrida, en diálogo con la prensa, Macri consideró que "es un momento de poner el hombro".

"Yo confío en que los industriales van a poner el hombro como lo están poniendo los argentinos", siguió el presidente, que recordó que desde abril del año pasado "ha sido muy duro para la familia argentina", y nombró como factores fundamentales al fin del crédito internacional y la sequía que el país sufrió en 2018.

"En la medida que puedan, yo espero que los industriales hagan su aporte", concluyó Macri sobre el tema.

Macri se trasladó luego al Parque Industrial de Pérez, donde mantuvo un encuentro con empresarios de la región, nucleados en la Federación Industrial de Santa Fe (Fisfe), la Federación Gremial, la Asociación de Industriales Metalúrgicos, la Bolsa de Comercio de Rosario y la Asociación Empresaria de Rosario. Allí se volvió a abordar el tema del bono, además de otros puntos que preocupan al sector.

Al respecto, el titular de Fisfe, Víctor Sarmiento, declaró: "Sobre el bono del que habló (el ministro de la Producción) Dante Sica en las últimas horas, dejamos explícito que estamos del lado de los trabajadores".

Otra postura adoptó Ricardo Diab, titular de la Asociación Empresaria, quien advirtió que "la mayoría de las pymes rosarinas" no está en condiciones de pagar los 5 mil pesos del bono. "Estamos solicitando que el gobierno nos compense en algún otro tributo, como los aportes laborales, para poder lograr un equilibrio. De otra manera, es imposible", destacó Diab.

Sarmiento, tras el encuentro, explicitó el contenido de lo planteado con Macri en la reunión con los empresarios. "Tuvimos la posibilidad desde Fisfe de hacerle conocer la difícil situación de las pymes industriales, con 15 meses consecutivos de caída de actividad. Le dijimos que hubo un retroceso del 5 por ciento en la cantidad de obreros registrados. Se le planteó que con estas tasas es imposible poder seguir trabajando. Sobre el bono del que habló Sica en las últimas horas, dejamos explícito que estamos del lado de los trabajadores, que creemos que debe mejorar el poder adquisitivo del salario y el mercado interno".

"Instamos a buscar alternativas, ya que la pequeña y mediana industria está en una situación muy complicada. Mencionamos, por ejemplo, que al sector financiero está haciendo enormes diferencias con los intereses que se cobran", añadió el presidente de Fisfe.

Si bien fue una reunión cerrada, sin acceso a la prensa, La Capital pudo reconstruir de boca de varios asistentes cuáles fueron las contestaciones del presidente a los reclamos de los empresarios.

Macri, al igual que viene haciendo desde que asumió, responsabiliza por el estado actual a la "pesada herencia" kirchnerista. Así, por ejemplo, le dijo a los empresarios que el período 2009-2015 fue "la peor desindustrialización de la historia". Y siguió: "No vamos a resolver en tres años y medio lo que venimos arrastrando en 70 años".

También admitió la imposibilidad de los hombres de negocios a acceder a préstamos bancarios. "Si algunos de ustedes hubiesen tomado un créditos a estas tasas, hoy no estarían acá, estarían fundidos".

Luego se descargó contra el Parlamento. "El Congreso levanta la mano rápido para aumentar recursos y muy lento para bajar los gastos".

También les dejó un mensaje sobre lo que puede ocurrir a partir desde el 10 de diciembre si él no resulta reelecto y gana las elecciones Alberto Fernández. "El volver atrás es tener a los gremios dentro de sus empresas", enfatizó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario